Placeholder

Por Irene Garzón Fernández

De primera mano

García Padilla con múltiples tareas por realizar...

11/12/2012
Agenda pendiente

Con el triunfo obtenido en las urnas, el gobernador electo Alejandro García Padilla fue emplazado por el pueblo a hacer cambios sustanciales en una serie de medidas de la administración saliente de Luis Fortuño. El pueblo espera que se cumpla el compromiso del Partido Popular Democrático de eliminar la figura del legislador a tiempo completo, establecer una sola compensación para los legisladores, quitar la segunda sesión ordinaria anual y reducir el presupuesto legislativo. La agenda también debe incluir una revisión total de la Ley Electoral aprobada unilateralmente este cuatrienio por los penepés, y eliminar el monstruo de tres cabezas que representa la Oficina del Contralor Electoral, convertido en un censor. Igualmente, debe revisitar el concepto de la Oficina del Fiscal Especial Independiente, restituir el Código Penal de 2004, devolverle la autonomía a la Universidad de Puerto Rico, restablecer el concepto de las comunidades especiales y retornar a la colegiación obligatoria de los abogados y de otras profesiones. Además de las promesas de echar a un lado los contratos millonarios, también tendrá que rechazar componendas como la que se alega de nombrar al hijo menor del ex gobernador Rafael Hernández Colón, Juan Eugenio Hernández Mayoral, a la dirección de la Oficina de Asuntos Federales de Puerto Rico (PRFAA), cargo que muchos estiman debe recaer en el ex candidato a comisionado residente Rafael Cox Alomar.

Ejemplo a seguir

La exitosa estrategia de la alcaldesa electa de San Juan, Carmen Yulín Cruz, de buscar alianzas con diversos sectores del espectro de la sociedad puertorriqueña abrió nuevos horizontes en la democracia puertorriqueña. Ya es hora de que se permitan las candidaturas coaligadas, prohibidas en la actual Ley Electoral, para reclutar el mejor talento al servicio del país y de la ciudadanía, y no en beneficio de los clubes privados que son los partidos.

Emplazado queda

El inexcusable retraso de varias horas en la divulgación de los resultados electorales pone en entredicho el liderato del presidente de la Comisión Estatal de Elecciones (CEE), Héctor Conty, quien tiene la obligación ineludible de explicarle al país qué ocurrió realmente y de admitir su responsabilidad en el asunto. Es inadmisible que el juez Conty se escude tras los argumentos banales de una brecha en el cumplimiento de las instrucciones dadas a las juntas locales, pues él, como jefe máximo del ente electoral, tenía el deber de exigirles que no detuvieran el envío de las actas, lo que provocó la paralización del flujo de resultados desde las 8:30 de la noche del martes hasta, por lo menos, las 2:30 de la madrugada siguiente.

"Off the record"

Que viene el cuco...

Así les dijeron a los  confinados que pasaría si no votaban por Thomas Rivera Schatz. El cuco  era   el ex secretario de Corrección  Miguel “Cuco” Pereira, que fue elegido senador por el PPD.