Sede de la CCTV

01/28/2010 |
 

Reem Koolhaas y su estudio Office for Metropolitan Arts (OMA) nuevamente vuelven a llamar la atención internacional con la conceptualización de estas torres que acogen las oficinas de la Televisión Central China, (CCTV). Los cristales, el acero y las intervenciones colosales que matizan el trabajo de Koolhaas son el punto focal de esta obra construida en un área de 20 hectáreas dentro del muy comentado Distrito de Negocios en Beijing y con unos 473 mil metros cuadrados de construcción. La pieza se había proyectado como parte de la oferta durante la celebración de los Juegos Olímpicos del 2008, pero no fue hasta el presente año que se pudo completar.

Aquí, las oficinas de administración, noticias, radio, producción y otras se interrelacionan de una manera singular gracias a la arquitectura del edificio, que rompe con la tipología tradicional de los rascacielos. Al no tratarse de un rascacielo enteramente vertical, con su diseño innovador de torres oblicuas en forma de L (de 234 y 194 metros de altura) se consiguen unificar las distintas áreas de trabajo y proponer una experiencia tridimensional.

Su imagen resulta visionaria y reta las convenciones actuales de la arquitectura. Koolhaas es un arquitecto holandés con una extensa carta referencial y ganador del Pritzker en el 2000, entre otros reconocimientos.

Más información en www.oma.nl