¿Qué es el osteosarcoma?

01/06/2012 |08:58 p.m.
 
Este cáncer de los huesos es más común en perros que en gatos

P ¿De qué se trata esta enfermedad?

  Cada vez me sorprendo más con todas las cosas que pueden padecer los animales. Quisiera saber qué es el osteosarcoma, quiénes la tratan aquí,   en Puerto Rico, y a qué tipos de mascotas les puede dar. Por ejemplo, ¿perros y gatos nada más o también conejos, pájaros, reptiles, etc.?

R Es asombroso lo similares que somos  al resto del mundo animal.

  Lamentablemente, un área en que estas similitudes  se hacen cada vez más evidentes es en la salud. Es común encontrar que compartimos muchas enfermedades con nuestras mascotas. Entre éstas,  una de las más devastadoras es el osteosarcoma, el más común de los cuatro tumores de hueso primarios, que puede afectar a perros, gatos, aves, reptiles y hasta  a animales de granja como vacas y cabras, entre otros.

Como lo indica su nombre (osteo = hueso y sarcoma = cáncer), esta condición se origina en los huesos y puede extenderse (metástasis) a otras partes del cuerpo como los pulmones, la piel y el tejido mamario. El osteosarcoma puede desarrollarse en cualquier hueso, pero los huesos  (de las extremidades) son los más comunes.

Los perros son la especie de más alta incidencia y, entre ellos, las razas grandes tienden a padecer la condición con más frecuencia que las razas pequeñas.

Los síntomas más comunes son dolor y cojera de la extremidad afectada. También, puede haber inflamación en el área. Esto puede confundirse con un trauma (golpe o lastimadura), por lo que su veterinario probablemente recomendará radiografías. Tristemente, la única forma de lograr un diagnóstico definitivo es con una biopsia de hueso. 

Una vez se diagnostica el osteosarcoma, se recomienda evaluar el resto del cuerpo con radiografías, sonogramas y hasta CT scans para identificar una posible metástasis. El tratamiento  suele requerir la amputación agresiva de la extremidad afectada en combinación con quimioterapia para tratar de alargar la vida de la mascota. Lamentablemente, las expectativas de vida raras veces sobrepasan los 12 a 16 meses, según la literatura disponible, aunque hay reportes de hasta más de 36 meses (particularmente, en gatos). Si la amputación no es una opción, se puede medicar a la mascota con productos para controlar el dolor, pero la expectativa de vida disminuye (uno  a tres meses).

En Puerto Rico, no hay oncólogos veterinarios certificados, pero muchos trabajamos con esta condición, aunque, generalmente, como su tratamiento requiere cirugías agresivas, referimos los pacientes a cualquiera de los dos cirujanos especialistas disponibles en la Isla, el Dr. Carlos Mongil y la Dra. Marilucy Quiñones.

Al igual que en los humanos, no existe una manera específica de prevenir esta enfermedad, aunque se menciona como un posible factor de predisposición los traumas constantes a los huesos como ocurre en atletas (tanto humanos como animales). Esto no significa que vamos a impedir que nuestra mascota se ejercite, pues la falta de ejercicio puede acarrear condiciones tan peligrosas como el osteosarcoma.

Una buena nutrición, ejercicio moderado y hábitos de vida saludables siempre serán, al igual que para nosotros, las claves de una buena vida para nuestros animales de compañía.

Más información

Colegio de Médicos Veterinarios de Puerto Rico, Dr. Víctor Collazo, 787-720-1463