Corrección desmiente alegado motín en Sabana Hoyos

10/09/2012 |06:41 p.m.
En la comunicación escrita se indica que el dato es "totalmente falso".

El Departamento de Corrección y Rehabilitación aseguró que, contrario a lo indicado por la Policía, no ocurrió un motín este martes en la tarde en la institución correccional de Sabana Hoyos, en Arecibo.

En la comunicación escrita se indica que el dato es "totalmente falso".

“La situación transcurrida es una más de las que ocurren en cualquier sistema carcelario, producto de la indisciplina de algunos miembros de la población correccional, que conlleva la activación de un protocolo para mantener el orden", indicó en declaraciones escritas el teniente Angel Burgos López, jefe de seguridad de la institución.

En un informe policiaco enviado en horas de la tarde de hoy, martes, se indica en el encabezado que el asunto del informes es un "motín campamento penal". Más abajo en el texto se utiliza la frase "conato de motín". El informe emplea como fuente de la información al teniente Luis Santiago Méndez, comandante del precinto 207 de Arecibo.

En el comunicado de Corrección se menciona, citando a Burgos López, que para evitar el uso de la fuerza física y "siguiendo el protocolo de seguridad' se utilizó gas, pero aclaran que no hubo confinados ni oficiales heridos.

 "Como parte del proceso reglamentario, luego de hacer uso del gas, los confinados entran en un proceso de descontaminación y luego deben ser llevados al área médica para que sean evaluados. Esto es un proceso rutinario”, afirmó Burgos López.

Según la Policía, el incidente ocurrió a la 1:30 p.m. cuando varios confinados exigieron llevarse los alimentos del comedor al área de dormitorios. Los guardias penales se negaron y, por razones que no han sido divulgadas con exactitud utilizaron gases lacrimógenos ya que "los confinados desobedecieron las órdenes".

Diez confinados fueron llevados al dispensario de la institución para recibir asistencia médica debido a la inhalación de los gases. Todos están en condición estable y no se reportaron heridos.

El agente Carlos González Román, del precinto de Sabana Hoyos, está a cargo de la investigación.