Falsa alarma en escuelas cercanas a Newtown

12/17/2012 |01:59 p.m.
Policía Estatal de Connecticut investiga los alrededores de dos escuelas tras falsa alarma. (AFP/Mario Tama)  
Dos escuelas de Connecticut abren sus puertas tras breve cierre por hombre sospechoso.

Nueva York.- Las dos escuelas de la localidad de Ridgefield, Connecticut, volvieron a abrir tras cerrar brevemente esta mañana cuando los vecinos alertaron a la policía de la presencia de un hombre sospechoso de ir armado que ya ha sido identificado por los agentes.

La policía recibió a primera hora de esta mañana una alerta sobre un hombre vestido completamente de negro que parecía portar un rifle en el hombro, en las inmediaciones de la estación de tren de Branchville, cerca de las escuelas.

Aunque el incidente ya se ha resuelto, la policía declaró que no facilitará datos sobre la persona involucrada, que no ha sido arrestada.

Los colegios enviaron una nota a los padres informándoles del cierre de los dos centros escolares de la localidad por prevención, debido a la presencia de un hombre sospechoso.

Los centros escolares cerrados trasladaron a los alumnos a otra escuela de la cercana East Ridge y los instalaron en el auditorio.

Ridgefield se encuentra a unas 20 millas de la escuela Sandy Hook de Newtown, donde el pasado viernes tuvo lugar una de las peores matanzas escolares de la historia estadounidense, con veinte niños y seis adultos asesinatos, lo que generó un poco de inquietud en toda la región.

Los habitantes de Newtown han puesto en marcha iniciativas para ayudar a las familias afectadas por la tragedia, que incluyen el reclutamiento de psicólogos, servicios de transporte y asistencia espiritual.