Dice que mató al estilista Milton Medina “por coraje”

02/07/2013 |
El salón de belleza donde el estilista alquilaba una silla amaneció con un crespón negro en señal de duelo. (Para Primera Hora / Olimpo Ramos)  
Hombre de 20 años confesó que acabó con la vida de Milton Medina, pero se busca corroborar el móvil.

Mayagüez. Joven confiesa el crimen, pero la Policía busca otros ángulos.

Las autoridades lograron esclarecer en tiempo récord el horrendo asesinato del afamado estilista y maquillista artístico Milton Medina Morales, cuyo cuerpo calcinado fue encontrado en la mañana del lunes en un camino de la zona rural del pueblo de Las Marías, casi en la jurisdicción de Mayagüez.

Al tiempo en que familiares, amigos, compañeros de trabajo y ex reinas de belleza lloran el crimen de Medina Morales, quien residía en el barrio Cerro Gordo, sector Medina, de Moca, el teniente Joel González, jefe de Homicidios, y personal bajo su mando lograron arrestar a un joven de apenas 20 años que acabó por confesar el crimen.

La capitana Janice Rodríguez, jefa del Cuerpo de Investigaciones Criminales (CIC) de Mayagüez, identificó al asesino confeso como Richard Soto Vélez, vecino del barrio Casey Arriba, del pueblo de Añasco, pescador de oficio y quien aparece fichado en el 2011 por Ley 54 de Violencia Doméstica.

“Esta persona alega que fueron a pescar a tres ríos diferentes y, como no pescaron, le dio coraje, se enfadó y le cayó encima y luego le pegó fuego. Como hay unas admisiones, vamos a someter el caso, pero la investigación continuará porque, para todos los efectos, el caso está esclarecido, pero el móvil del crimen es lo que seguiremos indagando”, dijo Rodríguez.

Pedro Julio Serrano, portavoz del movimiento Puerto Rico Para Tod@s, se mostró complacido por el rápido esclarecimiento del caso, pero abogó por que continúe la investigación a los fines de determinar si fue un “crimen de odio”, por entender que las señales de ese tipo de violencia están en esa muerte horrenda.

“Las señales de este crimen demuestran que esto no fue una mera discusión, porque esta persona ya viene con un patrón de violencia doméstica y aquí la víctima no se puede defender, y no podemos dejarnos llevar por una confesión de alguien que asesinó a un ser humano y confiesa a conveniencia”, dijo Serrano.

Serrano exigió de la Policía y la Fiscalía de Mayagüez que continúen la investigación hasta las últimas consecuencias, “porque esto claramente no fue un crimen por una mera discusión”.

La familia de Milton está devastada con su muerte. Una de sus 11 hermanos, Miriam, quien es maestra de escuela pública, lo describió como una persona “que se daba a querer con todo el mundo” por su sencillez, humildad y su profesionalismo en el campo del estilismo y maquillaje artístico, el que aprendió cuando apenas contaba con 17 años de edad.

“Mi hermano no se merecía esto, está la justicia divina, pero yo creo que también existe la justicia aquí en la tierra y no podemos seguir dando riendas a que las personas maten, y él no tenía maldad para nadie, al punto de que confiaba en todo el mundo”, dijo la mujer.

Recordó que su hermano, quien era propietario del salón de belleza By Milton, en San Sebastián, estuvo frente a una serie de certámenes de belleza a nivel local, nacional e internacional, y maquilló a muchas reinas de Moca, San Sebastián, Lares y la zona metropolitana. Además, se destacó en el estilismo, trabajando con figuras como el periodista de televisión David Rodríguez y la presentadora del programa De todo... para todos con Analy.

Devastado ex alcalde

Otro que está bien consternado y sorprendido por el asesinato de Milton es el ex alcalde de San Sebastián Silverio Salas Quintana, con quien el estilista y maquillista trabajó por unos 15 años en su negocio Peluquería Yeyo, y a quien consideraba como un hijo.

“Él tenía una clientela de casi todo el área oeste, creo que la persona que más quinceañeros preparó para San Sebastián se llama Milton Medina Morales, y creo que su calidad humana y respeto era muy especial, lo que hacía que vinieran damas de Caguas, San Juan, Ponce, Arecibo y de muchos pueblos de Puerto Rico”.

Alex Babilonia, dueño del local donde Medina Morales tenía su salón de belleza para damas, confirmó la extensa clientela de Milton. “Fue una persona excelente, buen amigo y profesional en su trabajo, y así lo vamos a recordar”, recalcó el hombre, quien habló con el estilista por última vez el sábado, cuando terminó su jornada en el salón de belleza.

Por su parte, Sujeil Vargas recordó que hace un tiempo Milton se fracturó una mano y ella lo ayudó con su clientela por varios meses, porque era una persona que trabajaba prácticamente los siete días a la semana, porque maquillaba a jóvenes para sus bodas y quinceañeros.