¿Cómo el dinero ayuda a perder peso?

03/07/2013 |03:43 p.m.
Muchos empleadores, aseguradores y programas de internet ofrecen dólares como incentivo para cambiar malos hábitos como el cigarrillo o la falta de ejercicio.
En el estudio sobre la dieta participaron 100 empleados obesos en la Clínica Mayo, pero no fue un programa de bienestar ofrecido en el trabajo. (Archivo)  

Al parecer, la fuerza de voluntad tiene precio. La oportunidad de ganar o perder 20 dólares por mes atrajo voluntarios a un estudio de un año en el que bajaron 4 kilogramos (9 libras) de peso en promedio, cuatro veces más que otro grupo al que no se le ofreció dinero para abstenerse de las tentaciones.

Muchos empleadores, aseguradores y programas de internet ofrecen dólares como incentivo para cambiar malos hábitos como el cigarrillo o la falta de ejercicio, aunque la mayoría de los estudios halló que esto no funciona demasiado bien ni por mucho tiempo.

El nuevo estudio, efectuado con empleados de la Clínica Mayo, fue el más prolongado con incentivos financieros para perder peso. Los médicos creen que dio resultado debido a que ofrecía una mezcla de beneficios y castigos: penalidades por no bajar de peso, medios múltiples de obtener dinero bajando de peso, y la oportunidad de recuperar el dinero perdido retomando la senda de la dieta.

Los incentivos "no son como rueditas de apoyo de la bicicleta en las que la gente aprende los hábitos saludables y después anda por sí sola". Hay que mantenerlas para que funcionen, dijo uno de los líderes del estudio, el doctor Steve Driver de la Clínica Mayo en Rochester, Minnesota.

Y si uno establece un sistema de este tipo en el lugar de trabajo o entre amistades, la clave es mantenerlo a nivel autosuficiente, afirmó Driver. El de la clínica hizo exactamente eso, obligando a que la gente que no bajaba de peso a aportar a un fondo que recompensaba a quienes lo lograban.

Driver hablará sobre el estudio el domingo en una conferencia del Colegio Estadounidense de Cardiología en San Francisco. El grupo dio a conocer sus resultados hoy. Mayo pagó por el estudio y Driver tiene acciones en Gympact, una compañía con un programa de internet que ofrece incentivos financieros para hacer ejercicio.

En el estudio sobre la dieta participaron 100 empleados obesos en la Clínica Mayo, pero no fue un programa de bienestar ofrecido en el trabajo. A la mitad se le ofreció asesoramiento para bajar de peso, pesaje mensual y tres meses en un gimnasio. Los otros, además de estas condiciones, tuvieron incentivos financieros.

El objetivo era bajar 1.8 kilogramo (4 libras) de peso por mes hasta un total que dependía del peso inicial. De fallar, pagaban $20 a un fondo. De tener éxito, recibían un vale por $20 a cobrar al final del estudio. Parte del fondo se usó para pagar los premios. El resto fue colocado en una lotería que cualquiera pudiese ganar, con o sin pérdida de peso.

Los participantes en el grupo de incentivos financieros también ganaron $10 mensuales y billetes en la "lotería" por ir al pesaje mensual, dijo el doctor Don Hensrud, director de medicina preventiva en la Mayo. De modo que podían perder hasta $240 o ganar hasta $360, además de lo que les tocase en la lotería.

Después de un año, 27 de los 50 participantes en este grupo de incentivos salió ganando. Un 62 % completó el estudio en comparación con 26 % en el otro grupo. Los del grupo de los incentivos perdieron poco más de 4 kilos (9 libras) en promedio, en comparación con 1 kilo (2.3 libras) en el otro.

Tags

dieta