Nota de archivo: publicada hace más de 90 días
 

¡Así es mi vida! No en balde mami Perla me llamó Rosalinda. Estoy fascinada porque mami me hizo una especie de makeover y ahora me veo más moderna y rockerita que nunca. ¡Hasta el pelo me pintó! Para celebrar mi nuevo look, comimos pollito asado superrico y yo quedé fascinada. Vivo muy dichosa porque todos me aman y me miman. Por eso, todos los días le doy gracias a papito Dios.