De estudiantes a empresarios

Por Gerardo G. Otero Ríos / gerardo.otero@primerahora.com 05/04/2013 |
José López, Francisco López, José Batista y Emmanuel Molina son los desarrolladores del proyecto empresarial.  (Para Primera Hora / Nelson Reyes Faría)  
Cinco jóvenes del Colegio Nuestra Señora del Carmen crearon la empresa Impulse.

Sus aspiraciones son tan variadas como el diseño de sus camisetas, pero sus deseos por ser exitosos coincidieron en la creación de una empresa.

Para José Carlos Batista Adorno, un joven de 17 años estudiante del duodécimo grado en el Colegio Nuestra Señora del Carmen, en Hatillo, su sueño de convertirse en empresario se convirtió en realidad antes de graduarse de la escuela superior.

Para septiembre del año pasado, José se unió al Programa de Futuros Empresarios, de la organización puertorriqueña Young Entrepreneurship Education System (YEES), y, asociado a otros cuatro estudiantes, lanzó su propia compañía con el nombre de Impulse Clothing, dirigida a la creación de camisas con mensajes positivos.

Junto con sus compañeros de colegio, José Carlos delineó su plan de negocio, desarrolló una estrategia de mercadeo e inauguró su empresa, cuyas operaciones se distribuyen en diferentes salones de la escuela o en sus casas.

“Mi deseo de aprender a cómo manejar una empresa y desenvolverme en el mundo de los negocios fue lo que me llevó a conocer el programa (de YEES). Fue a través de mi papá que me enteré de que existía el programa y rápido me interesé”, contó el joven, que pretende estudiar administración de empresas en el Recinto de Río Piedras de la Universidad de Puerto Rico.

“Ha sido una experiencia bien buena porque me ha enseñado muchísimo sobre el mundo de los negocios y me ha ayudado a crecer como ser humano”, manifestó.

Las camisas, que incluyen mensajes como “Have Fun” (Diviértete) y “Feel Good” (Siéntete bien), son diseñadas por Miguel Ortiz Rivera, director de mercadeo de Impulse.

“Nuestra marca representa todos esos mensajes positivos que queremos llevar a los consumidores..., por eso es que nuestras camisas los invitan a disfrutar y sentirse bien”, compartió el alumno.

José Enrique López Sekulits, Francisco López Castro y Emmanuel Molina Serrano son los otros integrantes de este grupo de emprendedores, y cada cual tiene una función específica dentro de la organización empresarial.

Desde el diseño de los logotipos hasta la contabilidad de los productos manufacturados y vendidos –cuyas cifras son contadas por Francisco–, cada uno de estos estudiantes tiene un rol bien definido dentro del “entorno laboral”.

A pesar de que en esta empresa los jóvenes se destacan, entre otros puestos, como mercaderes y contables, no todos siguen esa línea. Por ejemplo, José Enrique, que es el vicepresidente de la compañía, desea continuar sus estudios en medicina para convertirse en anestesiólogo.

Asimismo, Emmanuel, quien se responsabiliza por los recursos humanos, sueña con una carrera en las artes culinarias. Aun así, están seguros de que esta experiencia los ayudará más adelante en el camino, sin importar la carrera que elijan.

“Todos, porque me incluyo, hemos aprendido mucho de esta experiencia. Los estudiantes han aprendido sobre el trabajo en equipo y a convertir sus ideas en realidad. La dinámica ha sido muy buena”, concluyó, por su parte, Lariana García Acabá, orientadora del colegio.

El quinteto de estudiantes se preparó para una competencia a nivel nacional que se llevaría a cabo ayer en Centro Europa, en Santurce. Allí mostrarían sus nuevos diseños y competirían junto a otros jóvenes, quienes también presentarían sus nuevos productos como parte de la competencia Yo Soy un Futuro Empresario.

Tags

Hatillo