¡Están vivos!

06/13/2008 | 00:00 a.m.
Larry Ayuso y sus Cangrejeros se mantuvieron en la pelea por el pase a la final al derrotar a los Gigantes anoche. Aquí, Ayuso anuncia jugada ofensiva durante este partido. (Para Primera Hora / José R. Madera)  

Carolina.- Ya hay un finalista y un campeón que se niega a morir.

Mientras en Caguas los Capitanes de Arecibo aseguraron su presencia en la serie final del Baloncesto Superior Nacional al derrotar y eliminar a los Criollos de Caguas al son de 99-83, en el coliseo Guillermo Angulo los Cangrejeros de Santurce tiraron un juegazo y les negaron el derecho a los Gigantes de Carolina de conseguir el otro boleto finalista, al superarlos vía paliza, 98-76.

El panorama no podía lucir más cerrado, impredecible y emocionante. Los Capitanes durmieron tranquilos anoche con uno de los dos pasajes a la final, pero tendrán que esperar cuál será el desenlace entre Gigantes y Cangrejeros, que si es tan emocionante como el de anoche, habrá más de un fanático con dolor en el pecho este fin de semana.

El triunfo de los Cangrejeros anoche provocó un final de película. Sumó dos puntos, para un total de 24, y se colocó apenas uno detrás de Carolina, que tiene 26. Ambos se enfrentan esta noche a las 7:35 p.m. en el Coliseo José Miguel Agrelot, y un triunfo de los Gigantes definiría el segundo clasificado y prepararía el escenario para una final entre Capitanes y Gigantes.

Pero, otra victoria de los Cangrejeros empataría a ambos equipos con 27 puntos y sería necesario un partido de vida o muerte el domingo, también en el Coliseo de Puerto Rico.

Anoche Santurce despachó 12 tripletas que llevaban púas de veneno. Alex Falcón vino del banco para aportar 25 puntos, y Robert “Tractor” Traylor tiró un juegazo con 15 puntos, 12 rebotes, siete asistencias y cinco tapones para conducir a Santurce al importante triunfo.

Sin miedo al guapetón del barrio, Santurce fue a Carolina y le dio la primera bofetada a los Gigantes en su propia casa. Un rally de 15-0 en los primeros minutos del partido, fue un halón de pelos que le provocó un dolor de cabeza a Carolina por el resto del juego.

Pero fue la intensa, molestosa y asfixiante defensa de Santurce la que pareció ahogar a los Gigantes. Chris Burgess, que tuvo quizás el juego más discreto de toda la temporada, marcó cuatro puntos en 36 minutos. Angelo Reyes también se limitó a cuatro, mientras Filiberto Rivera apenas consiguió tres tantos en el juego.

Y como si fuera poco, los crustáceos repartieron 29 asistencias. Un juego casi perfecto en todos los renglones.

Santurce dominó el primer parcial, 28-18 y se fue al descanso en ventaja de, 49-41.

Para la segunda mitad, vino del banco Alex Falcón y lució inmenso con 17 de sus 25 puntos y fue preparando el camino para la victoria.

Carolina sólo pudo acercarse a 11 puntos en el cuarto parcial, 75-64, pero de inmediato, Robert Traylor consiguió dos puntos, seguido por un bombazo de Orlando “Guayacán” Santiago que volvió a despegar a los crustáceos, 80-64. De ahí en adelante, comenzó a caer el telón para Carolina, hasta el pitazo final, 98-76.

¿Podrá Santurce frenar dos veces más a Carolina como anoche?

Mientras, Arecibo observará en silencio a ver quién será su rival.

¡Qué clase de final se avecina!