Al estadio Yldefonso Solá Morales asistieron ayer 758 aficionados, lo que dejó muchas butacas vacías. Los Criollos promedian 700 personas por partido en lo que va de temporada. (Foto/David Villafañe)  
Caguas registró ayer una cantidad de fanáticos un poco mayor a la que promedian por partido.

Caguas. En las pasadas temporadas, los Criollos de Caguas han sido  uno de los equipos   más agresivos con promociones para atraer fanáticos al parque. 

Y ayer no fue la excepción.

Los Criollos lanzaron su oferta del “Black Friday”,  en la que tenían precios especiales en la taquilla, la cantina y el popcorn. Los boletos estaban a mitad de precio –tres dólares–,  la cerveza  estaba a $1.50,  el ron  a $3.00 y el popcorn a $1.00. El pollo con papas y refresco estaba a $5.00.

Y la fanaticada pareció disfrutarlo.  Al estadio Yldefonso Solá Morales acudieron 758 fanáticos, una cantidad sobre el promedio de 700 fieles por desafío. 

“Regularmente yo vengo al parque y no podía desaprovechar el ‘Black Friday’. Le hablé a mi amigo y vinimos para acá.  Queríamos que vinieran más amigos, pero no pudieron”, dijo Edwin Miranda, quien viajó desde Gurabo para apoyar al equipo que ha seguido desde los 12 años. 

Ayer, la lluvia cesó y a las   4:15 p.m., hora del arranque del partido, la tarde era una  perfecta para disfrutar el béisbol. 

“Cada vez que me siento en el parque, llegan los recuerdos de mi niñez y cuando venía de la universidad y me trepaba por aquel poste (señala al poste que se ubica en el jardín izquierdo) para ver los juegos. Era la época en que todos los grandesligas jugaban, los equipos no protegían tanto a sus jugadores y traían más público”, señaló Miranda, de 57 años. 

A su lado, disfrutando del partido ante los Indios de Mayagüez, se encontraba su gran amigo Emilio Escobar. 

“La liga tiene que tirar más información de preparación para la temporada. Tenemos muy poca información. Lo segundo es que los precios de las cosas están, la mayoría de las veces, muy altos y estamos en una época de crisis. Por último, hay que hacer algo para que vengan los jugadores de nombre en las Grandes Ligas”, opinó  Escobar al intentar justificar el pobre respaldo del fanático en los parques.  

Sentado detrás del plato estaba Oscar Martínez, uno de los fanáticos que pagó cuatro abonos para disfrutar, junto a su familia,  de todos los partidos esta temporada. 

“Pase lo que pase, yo siempre vengo. Hoy solo vinimos dos, pero compramos cuatro abonos”,  explicó  Martínez, quien tenía puesta una gorra de los Criollos y un radio en sus manos. 

Sin contar la jornada de ayer, los Criollos ocupaban el tercer  lugar en la tabla de posiciones de la Liga de Béisbol Profesional Roberto Clemente con récord de 9-6, a un juego y medio de los líderes Cangrejeros de Santurce. 

“Este año estamos bien. Tenemos buen pitcheo y  buen bateo. Estamos en la pelea con una buena combinación de jugadores”,  dijo Edwin Rosario, natural de Naguabo. 

Regresa a la portada