A despejar dudas en Pacquiao vs. Márquez IV

12/08/2012 |
Manny Pacquiao (izq.) pesó ayer 147 libras y Juan Manuel Márquez fijó la báscula en 143. Ambos pelean esta noche en el MGM Grand de Las Vegas. (Enviado especial / jose.madera@gfrmedia.com)  
Manny Pacquiao y Juan Manuel Márquez pelearán hoy por cuarta ocasión en sus carreras al buscar una decisión que no deje incertidumbres.

Las Vegas, Nevada. No hay un campeonato mundial en juego. Pero todo el mundo del boxeo reconoce la grandeza e importancia que tiene lo que acontecerá esta noche sobre el cuadrilátero del MGM Grand.

Por cuarta ocasión en sus respectivas carreras, Manny Pacquiao y Juan Manuel Márquez chocarán guantes, ambos con la esperanza de poner a descansar, de una vez y por todas, las dudas y polémicas que rodean sus tres combates anteriores. Un empate y dos controvertidas decisiones a favor de Pacquiao después, aún no es claro quién es el mejor entre ambos.

Ayer, ambos se vieron las caras por última vez antes de reencontrarse en el ring, al cumplir el compromiso con la báscula. El peso establecido fue el wélter, y Márquez marcó 143 libras, mientras que Pacquiao pesó el máximo de 147.

Incluso, el entrenador de Márquez, Ignacio “Nacho” Beristáin, fue a revisar la báscula al Pacquiao bajarse, al poner en duda el peso del filipino.

La fanaticada mexicana, que ayer fue mayor que la filipina, le dieron un trato de héroe a su guerrero, quien fue el más que interactuó con el público. A Pacquiao lo abuchearon cada vez que tenía la oportunidad, opacando a la afición filipina.


Márquez (54-6-1, 39 KO) lució una impresionante condición física, más musculoso que en compromisos previos. De hecho, es la primera ocasión en su carrera que alcanza las 143 libras. Pero, para el azteca, eso no será lo importante esta noche.

“El tamaño no importa. La inteligencia, la velocidad, eso será lo más importante en el ring”, expresó Márquez.

Pacquiao (54-4-2, 38 KO), por su parte, se reafirmó en el compromiso que tiene con dar su mejor cara esta noche y aseguró no tener otras distracciones. La pelea se dará bajo el marco de un devastador tifón que azotó la pasada semana a Filipinas y que, hasta ayer, había dejado casi 500 muertos.

“Esta pelea va a ser dedicada a ellos”, afirmó Pacquiao. “Hemos tenido que concentrarnos duro. Dimos lo mejor en el entrenamiento y estoy listo para la pelea”, añadió.

Debido a que tanto Pacquiao como Márquez no son actuales campeones, la Organización Mundial de Boxeo le otorgará al ganador un cinturón especial que lo proclamará como el Campeón de la Década.

Gamboa busca volver a la cima

Por otro lado, el cubano Yuriorkis Gamboa (21-0, 16 KO) y el filipino Michael Farenas (34-3-4, 26 KO) pesaron el máximo de 130 libras cada uno de cara a la reyerta por el título interino superpluma de la Asociación Mundial de Boxeo en el combate coestelar de la velada.

Para Gamboa, que hará su primera pelea bajo la tutela del nuevo promotor 50 Cent.

La transmisión de la cartelera, que podrá ser vista por el sistema de pague por ver de HBO, inicia a las 10:00 de la noche, hora de Puerto Rico. En total, se emitirán cuatro combates, culminando con Pacquiao-Márquez.