Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

Cómodo en Japón Tito Acosta

Por Fernando Ribas Reyes 05/16/2017 |00:00 a.m.
Acosta posa frente al templo budista Osu Kannon, uno de los puntos de referencia turístico en Nagoya, Japón. (Héctor Santos Guía / Miguel Cotto LLC)  
Ya se siente adaptado al cambio de hora para su pelea titular del sábado

Un medio japonés vio a Ángel ‘Tito’ Acosta entrenando ayer y citó al púgil boricua en torno a su preparación física y mental.

“Estoy en buena forma y, por su puesto, confiado”, dijo Acosta según lo citó nikkansports.com.

Acosta llegó a Japón el pasado sábado para completar allá la adaptación al horario y quitarse las últimas cuatro libras de sobrepeso antes de su combate este sábado.

Acosta (16-0, 16 KO) retará en Japón al campeón de las 108 libras de la Organización Mundial de Boxeo, Kosei Tanaka (8-0), quien también ha sido entrevistado en estos días por los medios japoneses y quien ha anticipado un nocaut ante Acosta.

Primera Hora habló también con Acosta vía telefónica desde Japón y el púgil lució como una copia fiel a la impresión que dio ante los medios noticiosos japoneses.

“Ya mismo hablo japonés. Ya estoy aquí, acostumbrado. Ya caí en tiempo. Me gusta esto. Nos han tratado nítidamente desde que llegamos, con entrevistas... todo está bien”, dijo Acosta.

“Ya toqué el peso. Ahora es cuestión de mantenerlo. Vamos a entrenar con las cuicas, peritas y a trotar. Estoy loco por pelear y llevar el título para Puerto Rico”, agregó.

Como cuestión de hecho a la aclimatación de Acosta en Japón, el púgil había iniciado su adaptación en Puerto Rico al forzar un cambio a su reloj biológico con entrenamientos y carreras en la noche y madrugada, respectivamente.

Acosta peleará a las 4:00 a.m. de Puerto Rico, contrario a las 6:00 a.m. que había anunciado la semana pasada su esquina.

Antes de pelear, Acosta tiene que cumplir primero con una serie de actividades promocionales, incluyendo la conferencia de prensa y el pesaje, que se realizarán ambas el viernes, comenzando con la conferencia. Acosta, de 26 años, también debe someterse a los exámenes médicos de rigor. Y ayer tenía que cumplir con otro entrenamiento público.

Uno de sus entrenadores, Juan de León, ha visto a su pupilo con buen aire y actitud desde que llegó a Japón, cuyo horario está 18 horas adelantado con relación al de Puerto Rico. De León parece llevarle a Acosta una bitácora 

“Gracias a la adaptación (que hicimos en Puerto Rico) Tito llegó fresco. Nosotros salimos de Nueva York como a las dos de la madrugada (del viernes). Lo mantuvimos despierto en parte del viaje para que cayera en tiempo. Luego durmió ocho horas y media en el avión. Llegamos acá e hizo un trabajo. Le pregunté cómo estaba y me dijo que bien. Durmió de noche otras ocho horas. Está fresco y contento”, dijo De León.

La esquina de Acosta jugará con el peso del boricua en estos días para que el púgil pueda comer bien previo al pesaje. El jueves, un día antes del pesaje, será entonces más riguroso con su alimentación.

“En estos días podemos subir cuatro libras. Hacemos una carreras (para rebajar). Lo que queremos es que siga comiendo e hidratándose, que no sufra. El jueves hacemos el sacrificio”, dijo.

Regresa a la portada