Joe Cortez: testigo de la historia

11/02/2012 |
Joe Cortez fue testigo de cuando Floyd Mayweather Jr. golpeó a Víctor Ortiz mientras tenía la guardia baja.  
Fue asignado a trabajar en sobre 200 peleas de título mundial.

Durante sus 35 años como árbitro de boxeo profesional, Joe Cortez fue testigo de un sinnúmero de memorables peleas.

Desde el encuentro entre Oscar de la Hoya y Julio César Chávez (1996), el primer pleito entre Evander Holyfield y Riddick Bowe y, además, cuando en 1994 George Foreman se convirtió en el campeón mundial peso completo de mayor edad –a los 45 años– al noquear a Michael Moore.

También fue el tercer hombre en el ring durante el duelo entre Félix “Tito” Trinidad y Héctor “Macho” Camacho en 1994, entre muchas otras.

Pero a pesar de que fue uno de los árbitros predilectos en Nevada durante buena parte de sus tres décadas de servicio, la trayectoria de Cortez no estuvo exenta de controversias.

Ya en la etapa final, eran cada vez más las personas que se unían al coro de voces que criticaban su labor.

El boricua fue duramente señalado por su decisión de descalificar a Humberto Soto por golpear a Francisco Lorenzo en la nuca cuando estaba en la lona. Asimismo, por permitir que Floyd Mayweather Jr. derribara a Víctor Ortiz cuando no estaba debidamente protegido, a pesar de que Cortez había reanudado la pelea.

Sin embargo, Cortez siempre fue consciente de que dentro del ring debía hacerle justicia a su lema: Soy justo, pero firme.

“Los árbitros somos nadie sin los fanáticos. Siempre hay personas que nos quieren y otros que nos odian, pero es parte del paquete”, sostuvo Cortez, quien se retiró como árbitro activo el pasado septiembre después de la pelea entre Saúl Álvarez y Josesito López.

Ahora, Cortez está laborando frente a las cámaras como analista y comentarista de Showtime.