Placeholder

Por Gerardo Fernández

Nocaut

García lleva las de ganar

10/20/2012

El combate de desquite entre el púgil de ascendencia puertorriqueña Danny “Swift” García, campeón júnior wélter (147 libras) del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) y la Asociación Mundial de Boxeo (AMB), y el mexicano Erik “el Terrible” Morales será el pleito estelar de la velada que marca esta noche el debut del Barclays Center, en Brooklyn, Nueva York, como plaza boxística.

La misma incluye cuatro choques de campeonato mundial, los que serán transmitidos en vivo por Showtime.

El choque entre García (24-0, 15 KO) y Morales (52-8, 36 KO) cobrará vida en medio de la controversia sobre si el segundo dio o no positivo a la sustancia prohibida clembuterol, según reportado en distintas páginas cibernéticas especializadas.

Asumiendo que ese ángulo no juegue papel alguno en el desenlace, las oportunidades de victoria para García son mejores en la revancha que en el primer encuentro, en el que el mexicano perdió su título en la báscula. Aquí debe hacerse realidad ese viejo adagio boxístico de “aquel que gana la primera vez entre dos púgiles, usualmente gana la segunda más fácil aún”.

Morales se ha caracterizado a lo largo de su carrera por tener problemas a la hora del pesaje, no importa la categoría de peso en que milite en ese momento, algo similar al dominicano Joan Guzmán, así como por quedarse sin gasolina del octavo asalto en adelante. Su anatomía tiene mucho millaje, ha estado involucrado en muchas guerras dentro del cuadrilátero (incluyendo dos trilogías, una con el filipino Manny Pacquiao y otra con su compatriota Marco Antonio Barrera) y es aventajado en juventud (36 años vs. 24), velocidad y condición aeróbica por García.

La combinación de estos factores inclina la balanza marcadamente a favor de este último. A estas alturas de su carrera, Morales no puede estar de tú a tú por mucho tiempo con García, quien no rehúye el intercambio de golpes ni da un paso atrás durante los mismos.

Será al final una lucha de juventud –con todas las ventajas atléticas que esta conlleva en este deporte–, tenacidad, hambre de triunfo y grandeza frente a la veteranía de quien en un momento gozó de esas mismas ventajas pero que ya no solo no las tiene, sino que le tocó ahora estar en el otro lado de la ecuación. García debe terminar imponiéndose por abierta decisión unánime o nocaut técnico en el último tercio del combate.

La transmisión comenzará a las 8:00 de la noche.