Nuevos monarcas en el voleibol juvenil

10/06/2012 |
DEBUTANTES Las jugadoras del Colegio Dr. Roque Díaz Tizol de Yabucoa celebran su primer título de voleibol juvenil.  (tony.zayas@gfrmedia.com)  
El Colegio Radians de Cayey perdió las coronas en el voleibol juvenil de la Copsaa ante el colegio Dr. Roque Díaz Tizol.

Cayey. Las chicas del colegio Dr. Roque Díaz Tizol (CRDT) de Yabucoa hicieron historia al conquistar por primera vez el campeonato juvenil del torneo de voleibol de la Central Oriental Private School Athletic Alliance (Copsaa).

El sexteto yabucoeño tuvo que sudar tres intensos parciales para conseguir la victoria frente a las entonces campeonas, las Sharks del Colegio Radians de Cayey (CRC).

Con el marcador en contra 7-0 y más tarde 10-5 en el tercer y decisivo set, las yabucoeñas no se desesperaron y poco a poco fueron descontando ventaja hasta virar el marcador y proclamarse campeonas.

El sexteto del este ganó el partido y el título con marcadores de 23-25, 25-10 y 15-13.

“Las nenas supieron aguantar ese tercer parcial y nunca se quitaron. Subieron su nivel de juego y lo lograron. Conseguimos nuestro primer campeonato en juvenil femenino”, dijo emocionada la dirigente del equipo, Lizdannette Rojas, tras la victoria.

La capitana de las yabucoeñas, Rhaiza Bermúdez, de 13 años, expresó tras el encuentro que “me siento muy orgullosa de mi equipo”.

“Cuando empezó el tercer set 7-0 a favor de ellas, pensé que lo perdíamos, pero lo pudimos lograr y ganamos”, añadió la estudiante de octavo grado.

Mientras tanto, la jugadora Karla Sánchez, quien consiguió una racha importante para que su equipo viniera de atrás, indicó que pudieron sacarse la espinita del año pasado cuando perdieron la final con Radians.

“Nos desquitamos”, dijo con una enorme sonrisa la joven de 12 años. “Es una emoción bien grande. ¡Estoy feliz!”, exclamó.

Entretanto, en la rama masculina, la Academia La Milagrosa de Cayey venció, 25-22, 21-25 y 15-13, para destronar a Radians como los campeones de la categoría juvenil.

“Toda la temporada tuvimos juegos difíciles y este no fue la excepción. Trabajamos fuerte para conseguir el campeonato y lo hicimos”, manifestó Edgardo Santiago, técnico del sexteto cayeyano.

“Fue un buen juego. Me siento muy feliz y le ganamos al campeón. Nuestro dirigente nos motivó mucho en el tercer set y nunca nos quitamos”, dijo el jugador de 13 años Kedwin Torres, capitán del equipo.