Mónica Puig reenfoca su juego

08/19/2011 |
 
Entiende que a sus 17 años la confianza en la cancha es clave.

Luego de dos derrotas consecutivas, Mónica Puig vio la necesidad de volver a lo básico.

La tenista puertorriqueña pasó las últimas tres semanas en la cancha mejorando su juego y, a la vez, ganando confianza. Después de todo, el talento le sobra, pero Puig entiende que a sus 17 años la confianza en la cancha es clave.

“He tenido la oportunidad de entrenar en Saddlebrook (Tampa, Florida) y creo que me ha ayudado mucho. He estado trabajando a tiempo completo con entrenadores físicos y hitting partners, he entrenado duro por estas tres semanas y ya estoy lista para ir al torneo en México”, dijo Puig en entrevista telefónica con Primera Hora.

Puig viajará hoy a tierras aztecas, donde desde el próximo lunes competirá en el torneo de San Luis Potosí, con premios ascendentes a 10,000 dólares. Será su primer torneo desde el pasado 20 de julio, cuando perdió en la primera ronda del Lexington Challenger en Kentucky, torneo de $50,000, y antes de esa derrota también había perdido en la primera ronda del torneo de $50,000 en Pozoblanco, España, el 28 de junio.

En México, Puig será la primera clasificada del torneo. “Es un torneo preparatorio para luego subir a los $50,000 y $75,000”, explicó la tenista, que se encuentra en la posición 300 del escalafón mundial de la Asociación de Tenis de Mujeres (WTA, por sus siglas en inglés).

Luchará los puntos claves

Luego de la derrota en Kentucky, el entrenador de Puig, Alain De Vos, expresó que la joven tenista encontró dificultades en ganar los puntos claves. Por ende, la boricua aceptó que la confianza en su juego fue algo que se enfatizó en las últimas semanas.

“Esta semana he estado muchas horas en la cancha. En verdad estos entrenamientos me han dado más confianza en mi juego… Se ha trabajado muy fuerte en eso. He tenido que aprender a no dejar caer los puntos claves”, sostuvo Puig.

En cuanto a las expectativas del resto del año, el cual incluye una participación en los Juegos Panamericanos de Guadalajara, Puig insistió en que no se pondrá presión, a pesar de que una de sus metas era terminar el 2011 entre las primeras 100 de la WTA.

“No espero mucho, solamente espero jugar lo mejor posible. No me puedo poner mucha presión, sólo tengo que jugar torneo a torneo y sé que los resultados llegarán, tengo que confiar en mí”, subrayó.

“Este torneo en México va a ser un preparatorio para seguir trabajando en mi juego. Pero lo importante es entender las razones por las que he perdido, y así podré competir en el nivel más alto”, sentenció Puig.