Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

En camino otra ‘victoriá’

Por Fernando Ribas Reyes 02/28/2018 |11:45 p.m.
Sofía es, a sus 15 años, una de las principales prospectos del voleibol del País.
Sofía Victoriá, una jugadora amateur de apenas de 15 años, está activa en la Copa Federación y da muestra de por qué es considerada una gran prospecto del voleibol boricua.  

La esquina Sofía Victoriá debutó con 10 puntos el sábado pasado en la Copa Federación, en donde el 80 por ciento de las jugadoras tienen experiencia de juego a nivel Superior.

Nada mal para la adolescente de 15 años que entra a la Copa Federación con la distinción de haber sido ya reclutada por la poderosa Universidad de Florida para jugar voleibol en la NCAA de aquí a tres años.

Sofía, hermana de la esquina de la Selección Nacional, excolegial de Arkansas y ahora profesional en la Liga A2 de Italia, Pilar Victoriá, ya ha demostrado su talento a nivel de clubes, escolar y con la Selección Nacional Sub 18. 

Pero este pasado fin de semana le tocó demostrarlo a nivel nacional con el uniforme de las Vaqueras del exdirigente nacional, José Mieles, quien hizo una interesante descripción de la prospecto.

“Está adelantada a su edad, a su categoría”, resumió Mieles.

El técnico detalló que la jovencita tiene el físico para jugar eventualmente al más alto nivel. Mide cerca de 6’0. Tiene buen brinco y extremidades largas, lo que le provee alcance en la pegada y el bloqueo. Además tiene fuerza en el ataque.

“Sus padres son grandes. Puede crecer un poco más”, agregó Mieles.

Tiene también carácter para jugar bajo presión. Mieles detalló que tiene madurez, frialdad y valor.

“Tiene el temple para jugar voleibol”, destacó.

Sofía también tiene otros intangibles, sumó Mieles. Uno es haber visto lo que hizo su hermana Pilar camino a haber alcanzado ser la mejor anotadora en la NCAA en 2017 y actualmente jugar a nivel profesional en Italia.

También tiene linaje deportivo; su padre Enrique fue lanzador nacional y de Doble A y su madre, Pilar E. López, fue atleta de pista y campo con especialidad en los eventos de saltos.

“Son deportistas todos. Tiene sangre”, dijo Mieles.

 Por su talento, Sofía fue llamada para jugar en la Copa Federación, que es para adultos.

También juega a nivel de clubes en Guaynabo con el exdirigente nacional, Epique Olazagasti, y a nivel escolar con el colegio Notre Dame de Caguas. La Selección Nacional Sub 18 también la convocará este verano. La lista de compromisos e interesas es larga. Su padre está al tanto de todos y pretende llevar a su hija con cuidado en todos ellos.

Por eso, dijo que ha hecho un plan físico para Sofía con el preparador nacional, Patricio Chutney, y que dará seguimiento a las recomendaciones de la entrenadora de Florida, Mary Wise, así como a sus médicos en Puerto Rico.

“Para que tengan una idea, la vamos a descansar dos semanas. Ya se lo dijimos a Mieles en la Copa”, explicó Enrique Victoriá, quien hizo algo parecido con Pilar, que le sirve ahora de experiencia para beneficiar a Sofía.

“Gracias a Dios la experiencia que tuvimos con Pilar nos ha hecho el camino más fácil”.

Regresa a la portada