Museo del Grammy celebra a Plácido Domingo

10/07/2013 | 05:44 p.m.
Domingo, de 72 años, es el músico hispano más reconocido del mundo de la música clásica. (Archivo)  
La exposición incluye la placa del músico en el Paseo de la Fama, estatuillas de los Grammy, un casco que le regaló el piloto español de Fórmula 1, Fernando Alonso, en el 2005 y vestuarios como los de "Tosca", que interpretó en 1993 en la Ópera Metropolitana de Nueva York.

Los Ángeles.- El Museo del Grammy abrió su primera exposición de música clásica con un homenaje a Plácido Domingo que destaca atuendos de sus óperas, medallas, fotos, afiches y otros recuerdos de la trayectoria de más de 50 años del tenor español.

"Plácido Domingo: La historia de un tenor" incluye la placa del músico en el Paseo de la Fama, estatuillas de los Grammy, un casco que le regaló el piloto español de Fórmula 1 Fernando Alonso en el 2005 y vestuarios como los de "Tosca", que interpretó en 1993 en la Ópera Metropolitana de Nueva York.

"Estoy casi avergonzado de decir que en estos cinco años que el museo lleva abierto, lo único que hemos hecho en cuanto a música clásica ha sido eventos con Andrea Bocelli, pero ahora sí vamos a tener algo y tiene que comenzar con Plácido Domingo", dijo Bob Santelli, director ejecutivo del Museo del Grammy. "Él es el rostro de la ópera no sólo en esta ciudad, no sólo en este país sino en todo el mundo".

Domingo, de 72 años, es el músico hispano más reconocido del mundo de la música clásica. Es director general de la Opera de Los Angeles, que contribuyó a crear hace 27 años, y ha interpretado casi 150 papeles en más de 3,700 conciertos, muchos de ellos en los teatros de ópera más prestigiosos del mundo, como la Ópera de Viena, La Scala y la Ópera de París.

"Es una gran ilusión", dijo sobre la muestra Domingo, quien ha grabado más de 100 óperas completas.

"Una de mis grandes satisfacciones es tener Grammys como cantante de ópera y también con un disco que hice de mariachi y otro por un disco del maestro Ernesto Lecuona, de música cubana", señaló Domingo, quien fue reconocido con un Grammy por "100 años de mariachi" en 1999 y otro por "Siempre en mi corazón", de Lecuona, en 1984. "La gente siempre tiene la idea de que los Grammy son algo exclusivamente de la música popular pero los Grammy también son de la música clásica".

Domingo, quien en el 2008 cantó en la ceremonia de cierre de los Juegos Olímpicos de Beijing, también se hizo acreedor al Grammy en 1990 por su disco "Carreras, Domingo, Pavarotti en concierto", junto a Luciano Pavarotti y José Carreras. En total el tenor atesora nueve premios Grammy y tres Latin Grammy.

El tenor criado en México también destaca en el mundo clásico por haber sido uno de los principales impulsores de la Opera de Los Angeles, fundada en 1986. Fue gestor, promotor, asesor, conductor invitado, director artístico y ahora es director general.

"El convirtió a Los Angeles en una ciudad de ópera. Sin su contribución y sin su amor y compromiso con esta ciudad, no estaríamos donde estamos ahora", dijo Santelli. "Somos reconocidos en todo el mundo como un centro principal de ópera gracias a Plácido Domingo".

La muestra inició el domingo con un conversatorio de una hora con Santelli en el museo, donde el maestro dio detalles de su deseo de hacer la música clásica más accesible para todos.

"Mi sueño sería tener un teatro donde pueda haber zarzuelas ... drama, ballet, algunas óperas, donde la gente pueda ir (porque) las óperas son caras", dijo el tenor, quien también ha ganado dos premios Emmy. "Me gustaría llevar la música a la gente que no puede pagar".

Santelli dijo que estaba "bien" y "trabajando mucho" luego que le detectaran una trombosis venosa profunda en julio.

"El doctor me recomendó que perdiera peso, tuviera cuidado con lo que como y que recordara que ya no tengo 40 años", puntualizó.

Tags

Plácido Domingo