Placeholder

Por Lily García

Mi caja de herramientas

Entrenamiento feliz

11/12/2012

Estamos a ley de nada para las Navidades, así que somos muchos los que estamos tratando de bajar un par de libritas antes de que comiencen las fiestas. Sería ideal poder comenzar el nuevo año sintiéndonos más atractivos y en forma.

¿Pero de qué vale estar bellos y saludables por fuera si por dentro no nos huelen ni las azucenas? Sabes que hay aspectos de tu personalidad que te están haciendo infeliz. No me digas que no puedes identificar alguno. ¿O es que eres de los que piensan que tus sufrimientos son causados por otras personas, por tus circunstancias de vida o designio divino? Siento defraudarte, pero la realidad es que la felicidad es una decisión personal y podemos entrenarnos para transformar cómo interpretamos la vida.

Hoy te invito a que comiences un entrenamiento para mayor felicidad tomando en cuenta lo siguiente:

–Si hay algo en tu personalidad que no te gusta porque te está causando problemas, puedes cambiarlo. La señal de que te está haciendo infeliz es la clave de que no vino contigo de fábrica.

–Siéntate y haz una lista de los pensamientos negativos recurrentes que tienes. Nuestra mente tiene vida propia y generalmente nos invade con sobredosis de negatividad. Una vez los reconoces, los puedes transformar en algo positivo tan pronto los identifiques.

–Deja de tomar todo lo que te ocurre como algo personal como si la vida o los que te rodean tuvieran algo en tu contra. El ¿por qué a mí? es una de las frases más egoístas que existen porque se parte de la premisa de que todo gira alrededor de uno. Mira para el lado y verás a otros pasando por lo mismo o por cosas peores.

–Da gracias todos los días por lo que tienes en vez de empeñarte en buscar lo que te falta.

Hay personas que pueden entrenar solos; otros necesitan ayuda. Decide tú cómo lo quieres hacer, pero hazlo. No tienes que seguir cargando con el peso de una mente obsesiva. La felicidad está al alcance de tus pensamientos. Acaba y comienza a construirla.