El escritor, que dedicó el libro al fenecido editor Sammy Vélez, también es profesor de arte. (ARCHIVO)  
Jesús Ortiz publica un libro satírico sobre la política puertorriqueña.

¿Cómo piensa el colonizado? es el libro de caricaturas que publicó esta semana el profesor de arte Jesús Ortiz, en la que denuncia, ridiculiza y sentencia a la clase política puertorriqueña dentro del marco del colonialismo moderno en Puerto Rico.


Y no se salvó nadie, no solo de las exageraciones caricaturescas de las figuras políticas locales y estadounidenses, sino con un lenguaje duro, crudo y rudo, que no se distrae en sutilizas ni elegantes afirmaciones.

“Se trata de un trabajo muy bien logrado”, expresó el gestor cultural Jaime Vázquez, quien fuera junto a la profesora Ana Margarita Hernández, el presentador de la obra diagramada y diseñada por Tamara Llantín y prologada por el maestro Diógenes Ballester.

La obra surgió cuando en una madrugada, Ortiz no podía conciliar el sueño indignado por la situación política local, la aprobación de una junta fiscal, y por consultas políticas subordinadas al partidismo.

“Estuve dibujando desde la madrugada hasta el mediodía, haciendo bocetos y desmontando historias”, explicó Ortiz, cuya trayectoria como artista plástico, escultor y caricaturista sobrepasa las tres décadas.

En el libro de 160 páginas hay más de 145 caricaturas, que van desde un simple machete sacando punta a un lápiz, hasta el rostro casi por explotar del presidente estadounidense, Donald Trump desde la parte trasera de un colonizado.

Ortiz también fue condescendiente con los lectores y dejó para que dibujaran su propia caricatura en la página en blanco que aparece detrás de la caricatura El Guamú velaguira de clavo pasa’o.

El libro, dedicado al fenecido editor Sammy Vélez, es un puño en la cara del coloniaje, un batazo por encima de la verja y un donqueo espectacular con un giro de 180 grados.

La publicación está disponible en la librería El Candil, de Ponce.

Regresa a la portada

Tags

Donald TrumplibroarteCulturapoliticacolonias