Advierten que bajas temperaturas eleva riesgo de broncoaspiración en bebés

Por Agencia EFE 12/07/2017 |03:48 p.m.
La mayoría de las complicaciones que se presentan por la broncoaspiración pueden evitarse tomando medidas preventivas. (Shutterstock)  
La condición es considerada una urgencia médica que pone en peligro la vida del infante.

México. Las bajas temperaturas de la época invernal aumentan la posibilidad de que los bebés adquieran enfermedades respiratorias, lo que eleva el riesgo de que sufran broncoaspiración, alertó hoy la experta mexicana Luz Cristina Esparza.

"Es común que los menores de dos años tengan problemas de deglución, y cuando éstos se conjugan con algún problema de salud que les genera flemas, la situación puede agravarse con desenlaces fatales", detalló la especialista del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

De acuerdo con cifras del Seguro Médico para una Nueva Generación, alrededor de 350 niños en México fallecen por el llamado síndrome de cuna.

"La broncoaspiración surge de la presencia de sustancias líquidas en el conducto aéreo y puede ocurrir por sangre, secreción salival, leche o contenido gástrico", explicó Esparza.

Detalló que la broncoaspiración es considerada una urgencia médica que pone en peligro la vida del infante menor de dos años y en caso de que se presente se debe solicitar auxilio médico inmediato.

La especialista dijo que la mayoría de las complicaciones que se presentan por esta condición pueden evitarse tomando medidas preventivas, entre ellas alimentar al recién nacido sentado y asegurarse de que eructe periódicamente tras ingerir sus alimentos.

"Acostar al bebé boca arriba, apoyado en una almohada o bien de lado con la cabeza y brazos descubiertos, no cobijarlo totalmente y no dejarle al alcance el biberón o juguetes son otras recomendaciones", indicó.

Del mismo modo, pidió mantener al bebé a la vista del adulto, cubrirlo y protegerlo de las bajas temperaturas, pero sin exceso para evitar la asfixia, así como revisar frecuentemente su posición y respiración.

Regresa a la portada

Tags

bebéenfermedad