10 bacterias que matan

Por Primerahora.com 09/18/2013 |09:09 a.m.
Imagen microscópica de la salmonella. (Fotos/Wikipedia)  
Conoce cuáles son diez de las bacterias más mortales del mundo.

Escherichia Coli

Está presente en el intestino de la mayoría de los mamíferos, incluido el ser humano.Provoca gastroenteritis, infecciones intestinales, mastitis, septicemia, neumonía, cistitis, peritonitis o síndrome hemolítico-urémico.


Mycobacterium Tuberculosis

Es la bacteria responsable de los casos de Tuberculosis.  Ocasiona fiebre, cansancio, falta de apetito, pérdida de peso, depresión, sudor nocturno y disnea en casos avanzados. Da también aflicciones de tos y expectoración purulenta. Según la Organización Mundial de la Salud en 2011, 8.7 millones de personas se enfermaron de tuberculosis y 1.4 millones murieron.


Streptococcus Pneumoniae

Conocida como neumococo es también la responsable de la meningitis bacteriana. La meningitis no es más que la inflamación de las meninges, tres membranas que recubren el cerebro. El neumococo puede extenderse rápidamente, sobre todo en lugares donde hay muchos niños.


Treponema Pallidum

Es la responsable de la sífilis, que históricamente ha sido una de las enfermedades más letales debido a la dificultad de su tratamiento. Sus síntomas se parecen a otras enfermedades. La sífilis tiene tres fases, y si se  aplica el tratamiento durante las dos primeras puede ser exitoso. En la tercera fase,  la bacteria ha invadido el cerebro, y empieza a aparecer la paresia, que es la pérdida de movimientos voluntarios, entre los que se encuentran entre otros la respiración. La sífilis también puede afectar al corazón, causando paros cardiácos y a las arterias, pudiendo provocar aneurismas, que dependiendo de la arteria afectada puede ser fulminante. Se transmite a través de fluidos corporales.


Staphylococcus Aureus

Se encuentran sobre nuestra propia piel en cantidades considerables. Es  conocida como la enfermedad de la carne fresca, ya que literalmente se va comiendo la carne, produciendo una gangrena y necrosis fulminante. Lo más habitual es que una infección de este tipo acabe con la amputación del miembro afectado.


Clostridium Tetani

La bacteria responsable del tétanos. El tétanos es producido por una neurotoxina que segrega esta bacteria. La infección por parte de esta bacteria ocurre cuando esporas de este Clostridium penetran en el organismo a través de heridas infectadas. Los síntomas más claros son los espasmos, de hecho se puede decir que una persona que muere de tétanos lo hace de cansancio, al no poder parar de producir esos espasmos. Incluso estos espasmos pueden romper huesos del propio individuo. En ciudades modernas está casi controlada, pero alrededor de 58,000 bebés mueren en el mundo anualmente a causa de esta bacteria.


Salmonella

Existe la salmonella entérica y la salmonella tifoidea. Esta última es responsable de la muerte de unas 216,000 personas. Se propaga a través de las heces y la orina. Hay personas que son totalmente asintomáticas.


Yersinia pestis

Es la responsable de la peste bubónica que ha sido directamente responsable de más muertes humanas que cualquier otra enfermedad infecciosa, con excepción de la malaria. Se transmite por la picada de pulgas. 


Vibrio cholerae

La bacteria que produce colera. Es una enfermedad del intestino que causa diarreas y vómitos. Las víctimas mueren de deshidratación. La Organización Mundial de la Salud calcula que cada año se producen entre 3 millones y 5 millones de casos de cólera y entre 100,000 y 120,000 defunciones. Aproximadamente el 75% de las personas infectadas no presenta ningún síntoma, a pesar de que el bacilo está presente en sus heces fecales durante 7 a 14 días después de la infección y vuelven al medio ambiente, donde pueden infectar a otras personas.


Acinetobacter baumannii

Es resistente a la mayoría de los antibióticos. Algunas estimaciones afirman que la enfermedad podría estar matando a decenas de miles de pacientes en Estados Unidos cada año. Puede causar neumonía severa e infecciones del tracto urinario. Debido a la simplicidad en sus requerimientos de crecimiento y a la capacidad para usar una gran variedad de fuentes de carbono a través de diversas vías metabólicas, puede ser encontrada en múltiples medios animados e inanimados como en material hospitalario. También puede formar parte de la flora normal de la piel de los adultos sanos .  Las unidades más afectadas son las de cuidados intensivos y quemados, donde el uso masivo de antibióticos puede seleccionar la aparición de cepas multirresistentes. 

Tags

ciencia