Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

Dos ciudades de Florida están entre las cuatro más "peligrosas" de EE.UU.

Por Agencia EFE 05/08/2018 |07:50 p.m.
La asociación, sin embargo, señala que "hay evidencia" de que, en general, la violencia está disminuyendo y continuará haciéndolo. (EFE)  
Estudio determina que la desigualdad en los ingresos está más ligada a los delitos violentos que los cada vez "más comunes" tiroteos.

Miami. Las ciudades Opa Locka y Florida City, del condado de Miami-Dade, están dentro de las cuatro urbes "más peligrosas" de Estados Unidos en cuanto a crímenes violentos, según un informe divulgado hoy el Consejo Nacional de Seguridad y Protección del Hogar.

El estudio, basado en cifras de 2010 al 2014 del Buró Federal de Investigaciones (FBI), determina que la desigualdad en los ingresos está más ligada a los delitos violentos que los cada vez "más comunes" tiroteos.

"Donde hay una alta tasa de pobreza y pocas oportunidades de ganar un salario digno, encontramos altas tasas de homicidios y una prevalencia de otros tipos de crímenes violentos", matizó esta asociación de contratistas e instaladores de alarmas para el hogar.

La lista de las ciudades "peligrosas" la encabezan East St. Louis (Illinois) y Darby Borough (Pensilvania), con 4,888 y 3,617 crímenes violentos por cada 100,000 residentes, respectivamente.

Le siguen la ciudades floridanas de Opa Locka y Florida City, con 2,807 y 2,551 de estos crímenes, respectivamente.

La asociación, sin embargo, señala que "hay evidencia" de que, en general, la violencia está disminuyendo y continuará haciéndolo.

Precisó que de las diez ciudades más peligrosas, siete han visto caer porcentajes de dos dígitos en delitos violentos.

No fue el caso de las otras tres, de las cuales Florida City se mantuvo estable y Opa Locka y College Park (Georgia) aumentaron el crimen violento en el 2% y 3%, respectivamente.

Por otro lado, en otra lista que suprime las ciudades con menos de 100,000 habitantes, Flint y Detroit, ambas en Michigan, llevan la delantera con 2,109 y 2,059 crímenes violentos, seguidas por Oakland (California), con 1,734; St. Louis (Misuri), con 1,698, y Memphis (Tenesí), con 1,612.

El análisis detalla que estas ciudades tienen en común no solo la prevalencia de afroamericanos, sino que se han visto afectadas por los devastadores efectos de la desindustrialización y el cambio de la economía del país, al pasar de industrias manufactureras al sector servicios.

Señala que, por ejemplo, Flint ha sido golpeada por la salida de las fábricas de las grandes compañías automotrices, llevándose esos empleos a otras partes, y además por la reciente crisis de contaminación de aguas para consumo humano.

Regresa a la portada

Tags

FloridaMiamicriminalidad