Dos mil bomberos luchan contra incendios en estado de Washington

Por Agencia EFE 07/18/2014 |08:09 p.m.
Washington ha sido escenario durante las últimas semanas de multitud de incendios, dos de los cuales especialmente violentos. (AP)  
Un centenar de casas han quedado destruidas y miles de personas han sido desalojadas.

San Francisco.- Alrededor de 2,000 bomberos se encuentran actualmente luchando contra la oleada de incendios que afecta al estado de Washington y que de momento ya ha destruido un centenar de casas, a la vez que ha obligado a desalojar a miles de personas.

En un verano especialmente caluroso y seco a causa de la sequía que afecta a todo el Oeste del país, y en una región especialmente azotada por fuertes vientos, Washington ha sido escenario durante las últimas semanas de multitud de incendios, dos de los cuales especialmente violentos.

Uno de ellos, el fuego de Carlton Complex, quema una zona rural del centro del estado, en la que ya ha destruido 100 casas, multitud de automóviles y ha forzado a desalojar el pueblo entero de Pateros, de 650 habitantes.

Este incendio, que ayer tenía un perímetro de poco más de 28 millas cuadradas, ha avanzado vertiginosamente durante la noche, y esta mañana ya se había extendido hasta las 260 millas cuadradas, según indicaron los servicios forestales del estado.

Julio es el mes más seco del año en esta parte de EE.UU., en la que los vientos han soplado con fuerza durante los últimos días y no se espera que esta tendencia vaya a cambiar durante el fin de semana.

"Ésta es una situación muy dinámica. Los incendios están muy activos y las cosas cambian de forma muy rápida", explicó el portavoz de los bomberos Dan Omdal.

El fuego de Carlton Complex ha obligado a cerrar multitud de carreteras y autopistas, a la vez que ha destrozado un gran número de líneas eléctricas, por lo que gran parte del condado de Okanogan se encuentra sin suministro eléctrico.

Apenas 100 millas al sur del incendio de Carlton, otro violento fuego avanza a gran velocidad.

Se trata del incendio de Chiwaukum Creek, cercano a la población de Leavenworth, de la que ya han sido evacuadas 900 personas, y que también ha obligado a cerrar varias carreteras.

"El tiempo y los vientos no están a nuestro favor", lamentó la portavoz de los bomberos Mary Bean.

Washington y el vecino estado de Oregón se encuentran en estado de emergencia a causa de los incendios, por lo que si la situación empeorase podrían movilizar a los reservistas de la Guardia Nacional para luchar contra el fuego.