Pasajeros regresan a EE.UU. tras incendio en crucero

05/28/2013 | 08:42 a.m.
El barco, que salió de Baltimore el viernes para un crucero de siete noches, se dirigía originalmente a Coco Cay, Bahamas. (Archivo)  
El barco comenzó a operar en 1996 y el año pasado fue renovado.

Baltimore.- Por segunda vez este año, un incendio en el mar frustró el viaje de un crucero. Esta vez, a bordo del Grandeur of the Seas de Royal Caribbean. Se esperaba que los 2,200 pasajeros regresaran a Baltimore el martes a bordo de vuelos chárter desde Bahamas.

El incendio, que comenzó a las 2:50 de la mañana del lunes, fue extinguido unas dos horas más tarde sin víctimas reportadas. La causa se desconoce, pero la Guardia Costera de Estados Unidos y la Junta Nacional de Seguridad del Transporte planean investigar el incidente.

El barco, que salió de Baltimore el viernes para un crucero de siete noches, se dirigía originalmente a Coco Cay, Bahamas. Royal Caribbean dijo que el barco nunca perdió potencia y pudo navegar hasta el puerto de Freeport, Bahamas, el lunes por la tarde. El barco comenzó a operar en 1996 y el año pasado fue renovado.

Royal Caribbean dijo en su página web y a través de las redes sociales que ejecutivos se reunieron con los pasajeros en el puerto y que la línea de cruceros estaba contratando vuelos para los 2,224 pasajeros. Además, los viajeros recibirán un reembolso total de su tarifa y un certificado para un futuro crucero.

A bordo del barco, el capitán anunció que los pasajeros debían dirigirse a sus puntos de reunión, dijo el pasajero Mark J. Ormesher en un correo electrónico a Prensa Asociada. Inmediatamente después, el encargado de la habitación llamó a la puerta y pidió a él y a su novia tomar sus dispositivos de flotación. El encargado dijo que no era un simulacro.

Ormesher, oriundo de Inglaterra que vive en Manassas, Virginia, dijo que él y su novia olieron humo acre cuando se dirigían a sus puntos de reunión, en el casino del barco. La tripulación proporcionó instrucciones rápidamente.

Royal Caribbean dijo que todos los pasajeros y los 796 miembros de la tripulación estaban sanos y salvos. La empresa dijo en un comunicado publicado en su página web que está "profundamente apenada por este suceso inesperado en las vacaciones de nuestros huéspedes. Entendemos que este pudo haber sido un momento muy estresante para ellos. Apreciamos su paciencia y cooperación para hacer frente a esta lamentable situación".

Tags

crucero