Retirarán chimpancés de investigaciones médicas en EE.UU.

06/26/2013 | 09:22 p.m.
Los Institutos Nacionales de la Salud consideran que los familiares más cercanos a los humanos "merecen especial respeto".
Cualquier investigación biomédica futura con chimpancés financiada por los NIH, sean o no propiedad del gobierno, será permitida únicamente bajo estrictas condiciones. (Archivo)  

Washington.- Los Institutos Nacionales de la Salud planean poner fin en su mayor parte al uso de chimpancés en investigaciones médicas del gobierno, por considerar que los familiares más cercanos a los humanos "merecen especial respeto".

Los NIH (siglas en inglés de los institutos) anunciaron el miércoles que en el transcurso de los próximos años retirarán de las investigaciones aproximadamente a 310 chimpancés propiedad del gobierno, y conservaran sólo 50 para que estén disponibles en caso de que haya necesidad de estudios médicos cruciales que no pudieran realizarse de otra manera.

"Estos asombrosos animales ya nos han enseñado muchísimo", dijo el doctor Francis Collins, director de los NIH, quien agregó que la medida ayuda a traer consigo "una era de compasión".

La decisión de los NIH se esperaba desde hace tiempo, después de que el prestigioso Instituto de Medicina declaró en 2011 que prácticamente todo el uso de chimpancés en investigaciones médicas invasivas ya no podía justificarse. La mayor parte del resto del mundo ya puso fin a ese tipo de investigaciones con esta especie que se parece tanto a nosotros.

Cualquier investigación biomédica futura con chimpancés financiada por los NIH, sean o no propiedad del gobierno, será permitida únicamente bajo estrictas condiciones después de una revisión de una junta asesora especial. En cinco años, los NIH reconsiderarán si ese grupo de 50 simios propiedad del gobierno aún es necesario para la ciencia.

"Este es un momento histórico y un punto de inflexión para los chimpancés en los laboratorios, algunos de los cuales han estado languideciendo en albergues de concreto durante 50 años", señaló Wayne Pacelle, presidente y director ejecutivo de The Humane Society de Estados Unidos. "Ahora es crucial asegurar que la liberación de cientos de chimpancés en un santuario se vuelva una realidad".

Lo que no está claro es dónde exactamente pasarán sus últimos años los chimpancés jubilados, después de que su vida se desarrolló en instalaciones de investigación del país.

Los NIH dijeron que con el tiempo podrían unirse a más de otros 150 chimpancés que ya están en el sistema nacional de santuarios operado por Chimp Haven —el santuario nacional de chimpancés— en el noroeste de Luisiana. En ese hábitat, los chimpancés pueden socializar a voluntad, trepar árboles y explorar diferentes áreas de juegos.

Pero funcionarios de los NIH dijeron que actualmente no existe espacio suficiente para manejar a todos los 310 chimpancés destinados a retiro. Los directivos están explorando sitios adicionales, y señalaron que algunas instalaciones de investigación que albergan actualmente chimpancés propiedad del gobierno tienen hábitats similares al sistema de santuarios.

El otro obstáculo es el dinero: el Congreso limitó la cantidad que pueden gastar los NIH en la atención de chimpancés en el sistema de santuarios. Hay negociaciones en curso para trasladar el dinero que la agencia gasta en albergar a los animales en instalaciones de investigación hacia el apoyo a su retiro.

"Todo mundo debería comprender que esto no es algo que va a suceder rápidamente", advirtió Collins.

Un centro que utiliza chimpancés, el Instituto de Investigaciones Biomédicas de Texas, dijo que conservar únicamente 50 de los animales para las investigaciones en curso es insuficiente y podría poner en riesgo esfuerzos para combatir no sólo enfermedades humanas, sino también dolencias que matan a los simios.

Tags

Estados Unidosciencia gobierno