Aníbal Meléndez y Abel Nazario se proclaman ganadores a la vicepresidencia del PNP

Por Maritza Díaz Alcaide 11/09/2013 | 00:00 a.m.
Aníbal Meléndez y Abel Nazario son dos de los candidatos que aspiran a ocupar una de las vicepresidencias del PNP. (Archivo)  
La maquinaria del Partido Nuevo ha estado impulsando a Meléndez y a Thomas Rivera Schatz.

El alcalde de Fajardo Aníbal Meléndez y el alcalde de Yauco Abel Nazario se proclamaron ayer cada uno ganadores de la primaria de delegados del domingo en que se escogerán  a los vicepresidentes del Partido Nuevo Progresista.

Son dos las plazas, pero al interior del PNP se da casi descontado que el ex presidente del Senado Thomas Rivera Schtz se quedará por una, así que la contienda por la segunda debe estar entre los dos ejecutivos muncipales: Aníbal Meléndez, que apoya a Pedro Pierluisi para la Gobernación; y Abel Nazario, un abierto partidario de Ricardo Rosselló para ese mismo puesto.

“El domingo va a prevalecer la base de este partido… Esto está inclinado favorablemente hacia nosotros”, dijo Nazario, quien  fundamenta su vaticinio en que “a la gente no le gusta que le impongan candidatos”.

La maquinaria del Partido Nuevo ha estado impulsando a Meléndez y a Rivera Schatz para las dos vicepresidencias, pero Nazario mencionó  que el jueves, en una actividad en Carolina en la que estuvieron los cinco aspirantes el  respaldo  “masivo, de 10 a 1” lo recibió él frente al alcalde de los Cariduros.

“La gente ha ido perdiendo el miedo”, dijo el yaucano.

El alcalde de Fajardo expresó ayer que él ha trabajado duro en la campaña, que ha visitado casi todo Puerto Rico para contactar a los delegados y que ha sentido que la mayoría lo endosa.

“Yo debo prevalecer en este proceso… cómodo”, dijo Meléndez, que cree que ganará con aproximadamente el 55% de los votos.

La campaña por las vicepresidencias del PNP ha sido una inusualmente confrontativa y repleta de controversias, incluso por la composición de las listas de los delegados.

“Cuando se trata de compañeros, hay que hacer una campaña de altura y de respeto. ¿Díganme una frase que yo haya utilizado en contra de otros candidatos? Ninguna”, dijo Aníbal Meléndez.

Se espera que en la primaria de mañana participen unos 4 mil delegados y que también se movilicen –según Abel Nazario- entre 1,000 a 1,500 delegados que estaban en listas anteriores.

A todos los que lleguen a los colegios y reclamen su derecho a votar, se les permitirá que lo hagan y que depositen la papeleta en  urna especial de “añadidos a mano”.

Si la elección es cerrada, el PNP tendría que validar esos votos.

Tres de los cinco candidatos a la vicepresidencia: Nazario, el doctor Iván González Cancel y Roberto Mejill, también han estado objetando que los votos  se segreguen por precintos, práctica que temen que se use para carpetear a los que  no obedezcan las directrices de cómo votar del liderato local novoprogresista.

“Cuando la injusticia se hace ley, la rebeldía se hace obligación”, sentenció Mejill al evaluar el manejo que le ha dado su partido a este proceso eleccionario.

Según Mejill, las consecuencias se verán en el resultado de la elección.

Lo sacaron de las listas

La controversia en torno a las listas continuaba ayer:

El vicepresidente del PNP en Lares, José Rodríguez Ruíz, denunció que se supone que él no vote mañana porque el alcalde Roberto Pagán lo sacó de la lista de ese pueblo, aparentemente por su interés de postularse para la Alcaldía en 2016, si el ejecutivo municipal retira sus aspiraciones.

“Yo le dije al Alcalde que si quiere postularse, yo no lo reto,  pero lo que está circulando por ahí es que él respaldaría para la candidatura a un familiar suyo”, mencionó Rodríguez Ruíz, tras anunciar que mañana se va presentar a votar y que ya tiene abogado para hacer valer ese sufragio.

El PNP obtuvo en 2012 menos votos en Lares que el cuatrienio anterior y eso obliga –por reglamento- a una reducción en el  número de delegados del pueblo, pero Rodríguez Ruíz insistió que a él como vicepresidente no lo podían eliminar del documento.

La contienda por las vicepresidencias del PNP no solo es importante en sí misma, sino que debe servir para medir fuerzas entre el liderato del presidente del Partido, Pedro Pierluisi, y  el de Rosselló.

Rivera Schatz aparece en este proceso del lado de Pierluisi, aunque también es un potencial candidato a la Gobernación.

Esta elección tiene otra particularidad:  la de haber reivindicado a Iván González Cancel.

Al cirujano cardiovascular no se le permitió postularse para la candidatura a la Gobernación del PNP de las  elecciones 2012, que intentó disputarle a Luis Fortuño.

“He obtenido una serie de alegrías en este proceso y esa ha sido una”, resumía ayer el galeno, quien hizo un llamado a los delegados a “votar por su conciencia”.

González Cancel  hizo especial énfasis en que nadie se deje presionar  y en que nadie acceda a votar papeleta abierta.

La participación en la primaria, se anticipa masiva.

La votación se llevará a cabo  en 17 colegios, incluidos Vieques y Culebra.