Arango pide a legisladores del PNP que respalden medida a favor de comunidad LGBTT

Por Primerahora.com 05/16/2013 |10:06 a.m.
Roberto Arango indicó que "nadie puede estar a favor del discrimen hacia cualquier ser humano". (Archivo)  
El exlegislador llamó a erradicar el discrimen por orientación sexual y lo comparó con la igualdad que piden los estadistas en Washington.

El ex senador novoprogresista, Roberto Arango, reapareció hoy para abogar porque los legisladores del Partido Nuevo Progresista (PNP) avalen el proyecto de ley que prohibiría el discrimen en el empleo contra una persona por su orientación sexual o identidad de género.

Arango, quien renunció al Senado en medio de un escándalo que surgió tras descubrirse que supuestamente pautó fotos desnudo en una red social para homosexuales, no aludió a su presunta orientación sexual para exhortar a sus excompañeros a avalar el proyecto del Senado 238.

 Sin embargo, esta mañana, en entrevista radial con WKAQ, Arango aceptó pertenecer a la comunidad gay de la Isla

“¿Usted es parte de la comunidad gay?”, preguntó Rubén Sánchez.

“Claro que sí. Todos lo somos. Todo Puerto Rico lo es y sabes qué, todo Puerto Rico tiene que ayudar a que no haya discrimen contra ningún grupo o subgrupo. Eso es lo importante. Nadie puede estar a favor del discrimen hacia cualquier ser humano. Va en contra de los principios religiosos y de los principios humanos. No puedes discriminar contra una persona igual que tú, porque sencillamente tenga una orientación sexual. Eso está mal”, contestó.

En un comunicado de prensa, Arango llamó a erradicar el discrimen por orientación sexual y lo comparó con la igualdad que piden los estadistas en Washington.

“Ante el evidente fracaso del PPD de cumplir su promesa de erradicar el discrimen por orientación sexual, le corresponde a los legisladores de mi partido engrandecerse como estadistas que pedimos la igualdad, pero sobre todo, como seres humanos, dando un voto contra el discrimen. No podemos aspirar y reclamar la igualdad como ciudadanos americanos en Washington, cuando le negamos la igualdad de derechos como ciudadanos americanos a miles de puertorriqueños en nuestra propia tierra. Tenemos que decidir si como estadistas queremos estar del lado de los principios democráticos de libertad e igualdad como el resto de los estados, o si nos queremos asimilar a los países antidemocráticos y extremistas, ajenos a los valores del pueblo americano”, indicó el exsenador.

Añadió que “estos grupos religiosos carecen de fuerza política y no deciden elecciones, en el pasado, hicieron una campaña costosa e intensa en primarias en contra de legisladores como Jennifer González, Liza Fernández, Héctor Ferrer, Albita Rivera, entre otros, y estos legisladores se alzaron con las victorias más grandes en sus primarias. El PNP ha perdido tres de las últimas cuatro elecciones por escaso margen y no puede continuar arrimándose a los sectores mas retrógradas para cerrarle las puertas a miles de estadistas puertorriqueños que son discriminados por su orientación sexual. Estos proyectos van dirigidos exclusivamente a proteger la vida de un ser humano en casos de violencia doméstica y la dignidad en el empleo sin ser discriminados, la vida y la dignidad son valores que un buen cristiano y un buen estadista están llamados a proteger. Confío que el amor venza al odio, la razón al fanatismo y la sensatez la mezquindad política”.