Choque entre la Legislatura y Ejecutivo por determinación de Hacienda

Por Antonio R. Gómez 08/23/2013 |05:06 p.m.
 
A la vista solo acudió el presidente interino del Banco Gubernamental de Fomento, José V. Pagán Beauchamp,

La determinación del Departamento de Hacienda dejando en suspenso el aumento en el impuesto a productos derivados del petróleo, generó molestia entre legisladores de mayoría y minoría en la Cámara de Representantes que cuestionan la capacidad de la secretaria Melba Acosta y de cualquier otro secretario del Ejecutivo para dejar sin efecto una ley.

La fricción provocada por la acción de Acosta con su “Determinación Administrativa 13-10” se hizo evidente hoy, durante la audiencia pública que efectuó la comisión cameral de Asuntos del Consumidor y Prácticas Antimonopolísticas, en la que hubo reiteradas expresiones de descontento con la acción de Hacienda.

No solo se cuestionó la capacidad legal del Ejecutivo para dejar en suspenso una Ley, sino que también se le reprochó al Ejecutivo hacer una representación ante la Legislatura de que eran necesarios esos fondos para luego cancelar el alza en el impuesto.

 “No puedes cambiar de un día para otro algo que ya estaba presupuestado y que estaba garantizando financiamiento, por un lado para la Autoridad de Carreteras y por otro lado para la operación de la AMA”, afirmó el presidente de la Comisión de Hacienda y Presupuesto, Rafael “Tatito” Hernández, al culminar la audiencia.

A la vista solo acudió el presidente interino del Banco Gubernamental de Fomento, José V. Pagán Beauchamp, quien explicó a los legisladores que esa entidad se opuso en principio a la determinación de Hacienda y le advirtió que de sostenerse, tendrían que notificar a los representantes de los bonistas, a quienes se les hizo una representación que incluía esos ingresos.

Pagán Beauchamp indicó que se accedió a la determinación con la condición a que se limitara a solo dos semanas la suspensión del arbitrio y que Hacienda les garantizó que no habría impacto sobre los ingresos.

Además, planteó que el Departamento de Asuntos del Consumidor está realizando un estudio sobre el impacto del arbitrio sobre los precios de los combustibles y en particular el diesel y adelantó que este viernes en la tarde sostendrían una reunión donde esperaban tener ya información del DACO.

Además de Hernández, hicieron expresiones contrarias a la acción de Hacienda, el presidente de la comisión de Asuntos del Consumidor, Nelson Torres Yordán; el vicepresidente cameral Roberto Ruíz; el portavoz alterno Carlos Bianchi Angleró; el recién electo representante Manuel Natal; y el representante novoprogresista Antonio Silva Delgado.

La controvertida determinación dispone textualmente que “el aumento al arbitrio de $3.00 a $9.25m según aplica al “gas oil” o “diesel oil”, quede suspendido hasta el 30 de agosto de 2013”.

“Es bien fácil venir a la Legislatura y que nosotros cojamos el calentón de tener que implementar todas estas cosas y entonces después en un papelito, en la oscuridad de la noche, aprobar estas cosas y darle quizás una forma de ser el más amigable y resolver el problema. La realidad es que esto se hizo responsablemente porque el Ejecutivo nos lo solicitó y nosotros le dimos las vistas, hicimos los análisis, hicimos los ajustes y yo creo que lo más responsable era implementarlo”, agregó Hernández, visiblemente molesto.

“Si hay que hacer ajustes vamos a la Legislatura, hacemos las enmiendas técnicas si hay que hacerlas, pero no es la forma correcta de trabajo en equipo cuando nosotros tuvimos que dar la cara y explicarle esto al país”, agregó el presidente de la Comisión de Hacienda, quien tuvo a su cargo el difícil proceso que llevó a la aprobación del presupuesto vigente en la Cámara de Representantes.