Despelote y mal manejo de fondos públicos en Salinas

Por Rosita Marrero / rmarrero@primerahora.com 05/16/2013 |
El informe del contralor detalla decenas de irregularidades durante la incumbencia de Carlos J. Rodríguez Mateo. Archivo  
El alcalde pasaba dinero de una cuenta a otra sin remitir a Legislatura Municipal las resoluciones para autorizar las transacciones.

Viajaron a Nueva York y Argentina y no han devuelto los chavos.

El Municipio de Salinas, bajo la administración del pasado alcalde, Carlos J. Rodríguez Mateo, incurrió en fallas administrativas, acciones contrarias a la ley y mala utilización de los fondos públicos, incluso fondos federales, al punto que la Oficina del Contralor le hizo 18 señalamientos, aunque ninguno fue referido al Departamento de Justicia.

Uno de los hallazgos apunta a que, de agosto de 2007 a agosto de 2010, el Municipio desembolsó fondos por $63,542 por gastos correspondientes a ocho viajes a Estados Unidos y Argentina por siete funcionarios y 13 empleados municipales.

A dos de los funcionarios y a un empleado se les efectuaron anticipos de fondos por $7,219, por concepto de gastos de alojamiento unos $4,694 y dietas por $2,525 en exceso de los gastos permitidos por la reglamentación vigente. Estos anticipos corresponden a siete viajes realizados.

El Municipio incurrió, también, en gastos por $9,609 por concepto de transportación; $3,335 de alojamiento y $3,574 por dietas; y $2,700 por la asistencia de tres funcionarios y tres empleados municipales, autorizados por el alcalde, a tres desfiles puertorriqueños celebrados en los Estados Unidos.

“Estos no estaban autorizados a realizar dichos viajes con fondos municipales. Según la Ordenanza 7 del 24 de septiembre de 2004, la delegación oficial del Municipio solo puede estar integrada por el alcalde o su representante autorizado y por el presidente de la Legislatura Municipal o un representante de ese. El alcalde participó de esos viajes”, reza parte del informe.

A su regreso, estas personas no remitieron los informes de las gestiones realizadas en ocho viajes al exterior, a un costo de $49,098.

Se quedaba con retenciones

Al 31 de enero de 2011, el Municipio adeudaba $1,953,935 al Departamento de Hacienda por contribución sobre ingresos retenida a los empleados; $1,067,360 al Servicio de Rentas Internas federal y $433,676 al Seguro Social federal, correspondiente a las aportaciones y retenciones a los empleados, entre otros.

Chavos de FEMA

La Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA) le otorgó unos fondos para mejoras a carreteras y a puentes como resultado de los daños ocasionados por las lluvias de noviembre de 2003. Se les cuestionan costos ascendentes a $339,801 por trabajos realizados que no fueron los aprobados por FEMA. De esta cantidad, el Municipio recibió $160,923 y FEMA desobligó $178,878. En septiembre de 2010, se le solicitó al Municipio el reembolso de los $160,923. A mayo de 2011, el Municipio no había reembolsado el dinero a la agencia.

De diciembre de 2009 a junio de 2010, el Municipio otorgó diferenciales de sueldo que fluctuaron de $344 a $1,590 mensuales a una funcionaria y a cuatro empleadas municipales. De noviembre de 2010 a mayo de 2011, a estas se les pagaron $28,631 por los diferenciales.

“En mayo de 2011, el Municipio efectuó un pago por $9,540, retroactivo a diciembre de 2009, a la funcionaria por concepto de un diferencial de sueldo por un alegado esfuerzo extraordinario para el desarrollo y la culminación de una propuesta. Sin embargo, dicho diferencial no le correspondía, debido a que los empleados de confianza no tienen derecho a recibir diferenciales”, se indica.

Al 31 de diciembre de 2010, en el Informe Mensual de Ingresos y Desembolsos, se reflejaba que el Municipio incurrió en sobregiros por $1,675,564 en 15 fondos municipales. De esos sobregiros, $747,552 corresponden a los Fondos Operacionales y los restantes $928,012 a 14 fondos especiales.

El Municipio sobrestimó los ingresos de varias partidas presupuestarias para los años fiscales 2007-08 por $4,061,569; 2008-09 por $3,186,811; 2009-10 por $3,475,940 y 2010-11por $1,438,066. Los referidos ingresos sobrestimados representaron un 62%, un 50%, un 51% y un 25%, respectivamente, del presupuesto aprobado para sus gastos.

Ve el informe de auditoría

Tags

Salinas