Eduardo Ferrer Ríos presenta proyecto para eliminar la prohibición de los Pitbull

01/30/2013 | 05:05 p.m.
Ferrer Ríos opinó que aunque entiende la inquietud de algunas personas sobre la eliminación de esa restricción, no es justo discriminar con una raza en particular. (Archivo)  
El portavoz alterno de la mayoría en la Cámara de Representantes presentó este miércoles, un proyecto de ley que eliminaría la prohibición de poseer un perro de la Pitbull.

El portavoz alterno de la mayoría en la Cámara de Representantes, Eduardo Ferrer Ríos, presentó este miércoles, un proyecto de ley que eliminaría la prohibición de poseer un perro de la raza Pitbull.

Ferrer Ríos opinó que aunque entiende la inquietud de algunas personas sobre la eliminación de esa restricción, no es justo discriminar con una raza en particular.

“Sabemos que a muchas personas les preocupa la eliminación de esta prohibición, pero lo cierto es que no podemos discriminar contra una raza específica. Lo que se debe hacer es aplicar leyes más rigurosas contra las personas que no sean responsables con sus animales”, expresó el legislador.

“La ley actual discrimina injustamente la raza de perros Pitbull Terriers. Se ha conceptualizado la idea de que los perros de esta raza son agresivos y que incluso, son peligrosos a la vida humana. Esto no es así. Varias organizaciones y asociaciones de veterinarios en los Estados Unidos han presentado estudios científicos concretos que demuestran que los perros de razas específicas no son en realidad una amenaza mayor para la sociedad”, explicó el representante popular.

Ferrer Ríos, igualmente, recordó que el Colegio de Médicos Veterinarios de Puerto Rico y la American Veterinary Medical Association han apoyado el establecimiento de medidas legislativas dirigidas a prevenir accidentes ocasionados por animales peligrosos, siempre y cuando, las mismas no estén enfocadas un una raza en particular.

Asimismo, indicó que “el artículo 1805 del Código Civil impone responsabilidad al dueño o al que se sirva de un animal por los daños que cause a terceros”. 

“Esta constituye una responsabilidad absoluta del dueño”, concluyó.

La iniciativa de Ferrer Ríos surge poco después de una semana de que una perra llamada Lola, fuera separada de su dueña por alegadamente ser de raza Pitbull. Mientras, su dueña, Myrna Cusman, sostenía que su mascota es una perra sata con apariencia de Pitbull, es mansa y amigable con sus vecinos y amigos.

 Tras la captura de Lola, cientos de boricuas abogaron por su bienestar porque la Ley 158 permite que se practique la eutanasia a los Pitbull, y se creó la página “Todos somo Lola” en la red social Facebook para reclamar su liberación. 

Finalmente, Lola fue dejada en libertad el lunes pasado, luego de que la fiscalía llegara a un acuerdo con la defensa de su dueña de no someterle cargos por la posesión del can.

Lola estuvo diez días en el Centro de Control y Adopción de Animales del Municipio de San Juan.