En carrera para evitar que se hunda el barco

Por Libni Sanjurjo, Daniel Rivera y María de los Milagros Colón 03/21/2017 |00:00 a.m.
La UPR perdió $348 millones con el congelamiento de la fórmula establecida en la Ley 66 del 2014. (Archivo)  
Sigue la suma y resta por el futuro de la UPR.

“Lo principal es salvar la universidad... Estamos tratando de todas maneras de salvar la universidad”.

 Así lo aseveró ayer uno de los miembros de la Junta de Gobierno de la Universidad de Puerto Rico (UPR), Frank Cátala, a estudiantes que lograron interrumpir con una protesta la reunión del ente universitario en la que se discutía el progreso en el desarrollo del plan fiscal que debe presentar la institución en o antes del 31 de marzo.

“Nosotros estamos tratando de salvarla”, les reiteró Cátala.

Durante el breve intercambio entre representantes de la Junta y los manifestantes, estos últimos les cuestionaron sobre cómo van a evitar recortes y le reclamaron auditoría de la deuda del país, entre otros temas.

La reunión, finalmente y al cierre de esta edición, incluyó discusiones sobre las alianzas interagenciales, la nueva estrategia organizacional y los recortes proyectados a partir de este año fiscal hasta el 2020-2021. 

Previo a esto, el gobernador Ricardo Rosselló Nevares cambió los muñequitos al enviar una carta a la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) en la que propone recortes de solo $241 millones para el 2021 en vez de los $450 millones; la diferencia se estaría solucionando con ingresos nuevos que suman $209 millones, producto de iniciativas de su administración. El asunto tomó por sorpresa a la presidenta interina de la UPR, Nivia Fernández, porque dijo que desconocía sobre esta movida. “No lo sabíamos”, sostuvo a su salida de una reunión en La Fortaleza. 

Fernández explicó que no ha tenido la oportunidad de evaluar a profundidad las medidas propuestas por Rosselló Nevares para precisar cómo impactarían el plan que su administración está desarrollando y en el que ya se identificaron $201 millones en recortes y ajustes, pero aseguró que “me parece razonable que cerremos filas con la recuperación del País". 

El aumento en la matrícula sigue sobre la “mesa de discusión”. También está pendiente una reunión con el presidente de la JSF, José Carrión, solicitada por Fernández luego de conocerse el propuesto recorte de $450 millones para el 2021 en vez de los $300 millones. 

De otro lado, el recinto de Río Piedras celebrará hoy una asamblea general para discutir la asamblea nacional que se celebrará el 5 de abril y el plan fiscal de la UPR, que incluye la propuesta que hiciera la JSF de matrícula ajustada a los ingresos. Las mociones sobre paros o huelga podrían ser presentadas durante el tema del plan fiscal.

Regresa a la portada