Gobernador convierte en ley proyecto de Reforma Legislativa

01/09/2012 |06:57 p.m.
Con relación a la fecha del referéndum, Fortuño recalcó que hubiese preferido que se pudiera celebrar conjuntamente con las elecciones generales.

El gobernador Luis Fortuño firmó hoy el proyecto de Reforma Legislativa que reducirá el número de legisladores y logrará una disminución en los gastos asociados con la operación de la Asamblea Legislativa.

“Con la firma de esta Reforma, cumplimos nuestro compromiso de tener una Asamblea Legislativa más pequeña, menos costosa y más eficiente”, afirmó el Gobernador. “Esta medida forma parte de los mecanismos que nuestra administración ha desarrollado para enderezar el rumbo de Puerto Rico y transformar nuestro Gobierno respondiendo a las necesidades de nuestro Pueblo”, añadió en un comunicado de prensa.

Fortuño explicó que para lograr dicha reducción es necesario enmendar la Constitución de Puerto Rico. Asimismo, que toda proposición de enmienda a la Constitución tiene que someterse a los electores capacitados a través de un referéndum especial y deberá ser apoyada por el voto de la mayoría de los electores que se exprese sobre el particular.

De igual manera, sostuvo que la Asamblea Legislativa aprobó una resolución concurrente autorizando la celebración de una consulta al Pueblo de Puerto Rico en la cual se le propondrá una enmienda constitucional para reducir el número de legisladores. La misma consiste en reducir el número de miembros de la Legislatura de 78 a 56 mediante el siguiente plan: un Senado compuesto por 17 senadores: 11 senadores de distrito y 6 senadores por acumulación. También, una Cámara de Representantes compuesta de 39 representantes: 33 representantes de distrito y 6 por acumulación.

Igualmente, cada senador de distrito representaría un distrito senatorial y cada representante de distrito un distrito representativo.  Cada distrito senatorial incluiría tres distritos representativos.

“Con esta proposición de enmienda se reducirá el número de legisladores y los gastos operacionales de la Asamblea Legislativa salvaguardando, simultáneamente, la integridad y representatividad de ambos cuerpos, de conformidad con los principios, las figuras y las estructuras establecidas en nuestra Constitución", mencionó el Primer Mandatario.

Por otro lado, el Gobernador señaló que la propuesta de enmienda conserva la estructura bicameral, las figuras de senadores y representantes de distrito, las figuras de senadores y representantes por acumulación y los mecanismos para mantener la adecuada representación de minorías legislativas.

Asimismo, en vista de la reducción de distritos representativos necesarios para reducir los representantes de distrito de 40 a 33, el plan compensa con un aumento en la representatividad directa del Pueblo a través de los senadores de distrito.  Para ello se aumenta de 8 a 11 los distritos senatoriales.  

En agosto la consulta

Por último, con relación a la fecha del referéndum, Fortuño recalcó que “para llevar a cabo esta consulta, hubiese sido nuestro deseo que el referéndum sobre una reforma legislativa se pudiera celebrar conjuntamente con las elecciones generales para ahorrarle dinero al Pueblo de Puerto Rico.  No obstante, la minoría legislativa del Partido Popular se negó a votar a favor de la referida propuesta, por lo que no se contó con las tres cuartas partes requeridas por la Sección 1 del Artículo VII de la Constitución para celebrarla el día de las elecciones generales. Por tal razón, la consulta tendrá que llevarse a cabo antes de las elecciones, específicamente el 19 de agosto de 2012”.

El Primer Ejecutivo concluyó que “con esta Ley damos fiel cumplimiento al compromiso contraído con nuestro Pueblo de que pudiera votar para reducir los miembros y los gastos de la Asamblea Legislativa. Esta medida forma parte de los proyectos de vanguardia realizados por este Gobierno dirigidos a mejorar la economía, la educación, la salud, la seguridad y otras áreas de gran importancia para nuestro Pueblo, dirigidos a atender la difícil situación financiera en que se encontraba el Gobierno de Puerto Rico en enero de 2009”.