Ileana Colón Carlo confía en que se puede transformar la AEE

Por Antonio R. Gómez 11/12/2013 | 12:53 p.m.
Ileana Colón Carlo atribuyó también parte de la crisis al “uso indiscriminado del crédito por nuestros pasados gobernantes para mantener una economía de forma artificial sin tener un motor impulsador”. (Archivo)  
Opinó que la eliminación de las empresas 936 en el año 1996, constituyó la “entrega del combustible principal de nuestra economía”.

La excontralora de Puerto Rico Ileana Colón Carlo reiteró hoy su disponibilidad para integrar la Junta de Gobierno de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) y afirmó que regresa al servicio público de su “casi jubilación” porque “el momento así me lo requiere”.

Colón Carlo sostuvo que el país enfrenta hoy retos que nunca había enfrentado, provocados por la recesión económica y la descomposición del aparato público.

“Nuestro gobierno, con sus agencias y corporaciones públicas, está confrontando una descomposición institucional y de desconfianza de los contribuyente. Estamos ante retos que nunca antes habíamos confrontado”, declaró ante la Comisión de Asuntos Energéticos y Recursos de Agua del Senado, que evalúa su designación a la Junta de Gobierno de la AEE.

Opinó que la eliminación de las empresas 936 en el año 1996, constituyó la “entrega del combustible principal de nuestra economía” y que sin la debida sustitución de las mismas llevamos ya 10 años en una recesión económica.

Atribuyó también parte de la crisis al “uso indiscriminado del crédito por nuestros pasados gobernantes para mantener una economía de forma artificial sin tener un motor impulsador”.

Al describir los principales problemas de la AEE que tendrá que manejar desde su Junta, indicó que el principal reto es mejorar sus finanzas y recordó que dicha corporación viene operando con pérdidas por los pasados cinco años fiscales.

El segundo reto que mencionó fue el maximizar el uso de la energía renovable sin poner en peligro la estabilidad de la red de distribución a los consumidores.

Sobre el particular, afirmó que “tiene que haber un plan ordenado en la compra de energía renovable para que sea costo eficiente y no ponga en peligro la operación de la red de distribución de energía”.

Otro reto que identificó para la AEE es cumplir con los requerimientos de la Agencia Federal para la Protección del Ambiente (EPA).

 “La Autoridad está corriendo contra el reloj para el cumplimiento de la ley federal del Mercury and Air Toxics Standards del 2012. El incumplir con dicha reglamentación puede resultar en la imposición de costosas multas, entre otras penalidades”, dijo.

Asimismo, se comprometió a combatir el uso ilegal o apropiación de energía eléctrica y mejorar el servicio al cliente.

 Se expresó confiada, sin embargo, en que la Junta de Gobierno, la gerencia y los sindicatos de los trabajadores de la AEE “podemos unir nuestro entendimiento para trabajar con éxito en los retos y prioridades de la Autoridad”.

A preguntas del presidente de la comisión senatorial, el senador Ramón Luis Nieves, sobre la conveniencia de crear una junta reguladora que controle las tarifas que cobre la Autoridad, advirtió que “mi preocupación es el costo de este ente regulador y quién lo va a pagar, porque si recae en el consumidor pues no habrá mucho cambio en la tarifa. Un ente regulador cuesta y cuesta mucho.”

A favor de la confirmación de la nominada se expresó también en las audiencias el abogado Rafael Nin, quién sostuvo que este nombramiento “traería a la dirección de la AEE capacitación de excelencia en las áreas de auditoría y finanzas.”