José Aponte felicita a Justicia por adoptar su iniciativa

11/09/2012 | 05:58 p.m.
En abril, el legislador novoprogresista radicó un proyecto de ley creando la Unidad Investigativa de Crímenes Cibernéticos.

El pasado presidente de la Cámara de Representantes, José Aponte Hernández, felicitó esta mañana al Secretario de Justicia por “entender la problemática” de los delitos cibernéticos creando una unidad especializada para la investigación de esta nueva modalidad criminal tal y como fue propuesta por el legislador estadista a principios de año.

“Felicitamos al secretario Guillermo Somoza por atender una necesidad apremiante sobre el auge en los crímenes cibernéticos, tal y como fue expuesto en simposio que celebramos el pasado marzo. Entendíamos en ese momento, y hoy nos reafirmamos, que necesitamos crear una división especializada para la investigación de estos delitos y tal entidad debe ser creada por ley. A esos fines radicamos legislación y nos comprometemos a volverlo hacer durante el inicio de la próxima Asamblea Legislativa”, indicó Aponte Hernández mediante comunicación escrita.

En abril, el legislador novoprogresista radicó un proyecto de ley creando la Unidad Investigativa de Crímenes Cibernéticos (UICC), adscrita al Departamento de Justicia, la cual estaría a cargo de investigar y procesar delitos y/o faltas graves y menos graves relacionadas con el derecho a la intimidad, propiedad, identidad, pornografía infantil y la seguridad de las transacciones electrónicas.

Ayer jueves, Somoza anunció el establecimiento de la UICC, por virtud de una orden ejecutiva.

Aponte Hernández fue más lejos, solicitando también el pronto establecimiento de un laboratorio forense dedicado exclusivamente a los delitos electrónicos.

“La necesidad de investigar este tipo de crimen electrónico es imperante. En el 2011 se realizaron 449 investigaciones en la Isla relacionadas directamente con los crímenes cibernéticos. De estos, apenas 27 fueron sometidos para análisis forense. Unos 145 adicionales fueron descritos como ‘trabajos en recuperación de data’. Es aquí que el laboratorio intervendría”, explicó Aponte Hernández.