Penepés esperan victoria de Fortuño y la estadidad

11/06/2012 | 04:19 p.m.
En las afueras de la Palma, el ambiente general era de algarabía, muy distinto al pasado referéndum de enmiendas constitucionales. (lino.prieto@gfrmedia.com)  
Miles de personas ya se han dado cita frente a la sede del Partido Nuevo Progresista (PNP), donde muchos mantienen confianza en el triunfo.

Miles de personas ya se han dado cita frente a la sede del Partido Nuevo Progresista (PNP), donde muchos mantienen confianza en el triunfo.

Los novoprogresistas -muchos con las caras pintadas- ondean banderas y pencas de palma, mientras mueven de lado a lado un muñeco que simula ser un cadáver con una pava.

"Yo voy a nosotros, vamos a ganar", dijo bandera en mano una sonriente Marialy Meléndez, de San Juan.

"Cómodo, las primeras encuestas fallaron", dijo Juan Márquez, de Bayamón, quien espera un triunfo de 100,000 a 125,000 votos.

Un policía, que no se identificó, dijo que la asistencia a las afueras de la sede de la Palma debía ser más de 2,000 personas. "Arriba Luis Fortuño", decía una animadora a las huestes estadistas que celebraban a las 6:30 p.m.

Pero había quien expresaba algo de pesimismo. "Yo creía que iba a ser cerrada (la elección) pero están diciendo que Edwin Mundo aceptó la derrota", dijo Lydia Valentín pegada a una verja de metal que separa los manifestantes de la sede.

Mundo Ríos, comisionado electoral del PNP, no ha aceptado que su colectividad haya perdido, pero sí ha dicho desde la Comisión Estatal de Elecciones (CEE) que la campaña de Alejandro García Padilla de atraer el voto de los partidos emergentes aparentemente le dio resultados.

Independientemente de lo que haya dicho o se interpretara de Mundo, Valentín mantiene esperanza de celebrar: "Que gane el no", dijo con resignación la mujer.