PPD está en "riesgo" por salida de Colberg en la Cámara

01/10/2013 | 05:25 p.m.
La inminente salida de Jorge Colberg Toro de la Cámara de Representantes dejaría a la mayoría popular en una "frágil" posición.

La inminente salida de Jorge Colberg Toro de la Cámara de Representantes dejaría a la mayoría popular en una "frágil" posición en la que podrían confrontar dificultades para aprobar proyectos que no cuenten con el aval de la delegación novoprogresista.

Ello, a juicio del representante Charlie Hernández López, portavoz entrante de la mayoría popular, quien este jueves dijo no tener preferencia sobre la manera en que se llenará ese escaño, aunque destacó que debe utilizarse el mecanismo más rápido para consolidar los votos de la delegación.

"(La vacante) nos coloca en una posición muy frágil porque la mayoría ya era una mayoría muy comprimida", opinó Hernández López en un aparte con la prensa al reaccionar a la renuncia de Colberg Toro, quien pasará a desempeñarse como secretario de Asuntos Públicos en La Fortaleza.

 Con la dimisión de Colberg Toro, la delegación cameral del Partido Popular Democrático (PPD) se queda con 27 representantes, y se necesitan 26 votos para aprobar medidas legislativas, lo que significa que, si se ausentan al menos dos legisladores a la sesión, la mayoría no tendría votos suficientes para garantizar la aprobación de proyectos sin contar con los votos de los novoprogresistas.

"Nos ponemos en una posición de riesgo de no tener los votos para aprobar legislación", subrayó el legislador mayagüezano.

Hernández López afirmó que existen opciones para llenar la vacante, "todas rápidas", y dijo que aunque lo ideal es que haya un nuevo representante en dos o tres semanas, la persona que ocupe ese puesto tiene que tomar seminarios de la Oficina del Contralor y someter informes financieros, lo que podría dilatar el proceso.

Mientras, su correligionario Rafal "Tatito" Hernández resaltó que, por Colberg Toro haber juramentado, el escaño pertenece al PPD, y compete a la Junta de Gobierno de la coletividad dirimir cómo se llenará el puesto electivo.

Por ser un escaño por acumulación el que está en juego, Hernández favoreció que se tome en cuenta a los representantes de la base de la Pava, y aclaró que no tiene que celebrarse un evento electoral, que resulta más oneroso y toma más tiempo, sino que podría convocarse una asambela de delegados del PPD.

Aunque hizo énfasis en que es la Junta de Gobierno la que en última instancia hará la determinación, indicó que debería optar por la alternativa más "práctica, ágil y fácil".

El representante Luis Vega Ramos, quien entró a la Legislatura en el 2006, mediante una asambela del PPD para llenar la vacante que dejó Carlos Vizcarrondo, también apoyó la posibilidad de que se emplee ese mecanismo para llenar el escaño que dejará Colberg Toro.

"Tenemos que evaluar qué es lo más conveniente para la situación. No creo que debamos descartar un escenario donde sea la base del Partido Popular la que exprese una preferencia. Debemos esperar en los próximos días a ver si hay pesona o persona que expresan algún tipo de interés en aspirar a ese escaño, y de haber más de una, debemos analizar la posibilidad de que sea la base del Partido Popular la que seleccione", señaló el presidente entrante de la Comisión de lo Jurídico.

Ninguno de los tres legisladores dijeron tener preferencia respecto a la persona que se integre a la delegación próximamente, y ninguno mostró reservas a que sea el exportavoz del grupo Héctor Ferrer Ríos, quien dejó abierta la posibilidad de retomar su carrera política.

Colberg Toro presentó el miércoles su renuncia, pero tendrá efectividad en 15 días desde entonces, según dispone el Código Político.

Sin embargo, según Josué Brenes, portavoz de prensa del PPD, la Junta de Gobierno de la Pava puede determinar durante ese plazo la manera que llenará a vacante, e incluso seleccionar al sustituto del renunciante legislador.