Rivera Schatz dice que son más los implicados en lío de juez Ramos

Por Nydia Bauzá / [email protected] 02/06/2018 |07:12 p.m.
Aunque no mencionó sus nombres, Rivera Schatz aludió a la subsecretaria de la Gobernación, Itza García, quien interviene en una conversación telefónica en torno al voto encamado en las pasadas elecciones con el juez Ramos Sáenz. (Archivo)  
El presidente del Senado pide explicaciones a funcionarios como la subsecretaria de la Gobernación, Itza García.

En lo que fue una fugaz presidencia en la Comisión Estatal de Elecciones (CEE), el juez superior Rafael Ramos Sáenz renunció ayer en medio de denuncias públicas de que participó en estrategias de la pasada campaña electoral del Partido Nuevo Progresista, en violación a los cánones de ética judicial.

La Rama Judicial confirmó que investiga las denuncias sobre el desempeño del juez como presidente de la Junta de Inscripción Permanente del Precinto 037 de Moca. 

“Al momento, he instruido a la Oficina de Asuntos Legales de la OAT (Oficina de Administración de Tribunales) que examine detenidamente todas las imputaciones públicas que se han hecho para determinar si procede el inicio de una acción administrativa, según dispone la reglamentación vigente”, indicó el director del organismo, Sigfrido Steidel.

Más tarde ayer, La Fortaleza anunció por escrito la salida de Ramos Sáenz. “Los señalamientos públicos que provocan la renuncia del presidente de la CEE deben ser investigados por los organismos competentes y que regulan la profesión de la abogacía y la judicatura en Puerto Rico”, se informó.

El presidente del Senado, Thomas Rivera Schatz, acogió la renuncia, pero sentenció que otras figuras públicas implicadas en la controversia “tienen que ofrecer explicaciones o renunciar a sus cargos también”.

“Ninguna figura que pueda estar implicada en esas denuncias debe permanecer en un cargo de autoridad desde donde pretendan actuar, a escondidas, para favorecer y manipular en su beneficio”, dijo el líder legislativo.

Aunque no mencionó sus nombres, Rivera Schatz aludió a la subsecretaria de la Gobernación, Itza García, quien interviene en una conversación en torno al voto encamado en las pasadas elecciones con el juez Ramos Sáenz, quien como juez municipal presidía entonces la junta local de la CEE en Moca y debía resolver la controversia local. 

En la conversación a través de WhatsApp también toma parte la jefa de la Administración para el Sustento de Menores Waleska Maldonado.

La semana pasada Rivera Schatz le exigió explicaciones a Ramos Sáenz sobre las hojas de asistencia a la CEE del empleado por contrato Roberto Benítez, hijo de la comisionada electoral de la Palma, Norma Burgos.

Ayer Rivera Schatz sostuvo que “la abrupta salida” de Ramos debe interpretarse como “la aceptación de las denuncias que se hicieron en su contra” y subrayó que “todos los mencionados deben expresarse y explicar de qué se trató esa conversación”. 

“Yo les retiro la confianza hasta que expliquen y puedan convencerme de que no fueron parte de eso”, añadió.

Versiones que han circulado, indican que en el seno de la CEE se da una lucha de poder. De un lado, trascendió que Rivera Schatz se molestó porque no se consideró para la presidencia a su candidata, María Dolores (Lolin) Santiago, quien se dice que es una de las funcionarias con más conocimiento del sistema electoral.

Desde la semana pasada, Ramos Sáenz está en el ojo público con el uso del carro oficial y este lunes, la gota que colmó la copa la trajo el senador popular Aníbal José Torres, al develar una conversación del ahora expresidente cuando fungía como líder de la Junta Local de la CEE en Moca. En la conversación, el juez le consulta una resolución sobre el voto de los encamados a Itza García, quien presidía el Plan para Puerto Rico, programa de gobierno de Rosselló. En la conversación también interviene Maldonado.

El lío del carro lo sacó a la luz el representante Carlos Bianchi, al  denunciar que Ramos Sáenz le había pedido a la Administración de Servicios Generales usar  el vehículo oficial para transportarse desde San Juan a Aguadilla, contrario a  la Ley Uniforme de Vehículos. El domingo, el juez renunció al vehículo.

“Agradecemos la atención que se le brindó a los serios planteamientos que hicimos. Impartir justicia y garantizar la integridad del sistema electoral, tiene que hacerse cumpliendo con los principios éticos”, indicaron en una declaración conjunta, Torres y Bianchi.

El pasado 8 de enero, Rosselló anunció el nombramiento de Ramos Sáenz a la CEE, luego de renominarlo en ascenso de juez municipal a superior.

En 2017 Ramos Sáenz no sólo pidió ser ascendido como juez municipal, sino que también pidió que lo nombraran juez del Tribunal de Apelaciones, pero la Comisión de Evaluación Judicial no lo recomendó para el Apelativo. 

En una carta que cursó al gobernador la jueza presidenta del Tribunal, Maite Oronoz Rodríguez, indicó que la Comisión lo evaluó como “excepcionalmente cualificado” en su solicitud de renominación como juez municipal.

Oronoz Rodríguez dijo, sin embargo, en la misiva, que no lo recomendó en ascenso al Apelativo porque la evaluación realizada demostró “que necesita mejorar su desempeño judicial”.  

Ramos Sáenz llegó a la judicatura en 2009, cuando fue nominado como juez municipal por el ex gobernador Luis Fortuño.

Regresa a la portada