Tortura para los conductores en el Cesco

Por Istra Pacheco 02/13/2014 |
Las quejas son distintas, pero la principal es la falta de buena orientación. (andre.kang@gfrmedia.com)  
Conductores que buscan rebajas en sus multas tienen que pasar horas y horas varados en los Cesco para lograrlo.

A solo una semana para que venza la amnistía de 35% en el pago de multas de tránsito, son muchas las insatisfacciones y problemas que enfrentan los ciudadanos con el sistema computarizado del Departamento de Transportación y Obras Públicas (DTOP).

Filas kilométricas, horas de espera, mala orientación sobre dónde acudir a resolver, más filas, burocracia que hace que dar vueltas y vueltas por cada Centro de Servicios al Conductor (Cesco), casi como siempre.

Pero, ahora, además hay conductores que saben que tienen multas y estas no aparecen en el sistema.

Por un lado, algunos temen que más adelante –cuando ya no haya amnistía– esas multas reaparezcan como por arte de magia, dañándoles el presupuesto.

Otros, más optimistas, apuestan a que nunca reaparecerán, en cuyo caso el Gobierno es quien pierde recaudos necesarios en este momento de crisis presupuestaria.

Ese es el caso de Ángel Seda Torres, un ingeniero retirado quien contó que lo han hecho ir al Cesco varias veces.

“Se jactan diciendo que por Internet se puede resolver pero no es cierto. Yo lo he intentado dos veces. Tenía unas multas pero el informe dice que no”, relató el hombre de 75 años, quien no cuenta con el boleto original expedido por la Policía.

Sin embargo, el informe que certifica que no tiene deuda y que le dieron en el Cesco de Carolina aclara que no es válido “sin el sello y la firma de un oficial”.

“Yo me pregunto, en dónde estoy, a quién puedo recurrir para tener ese sello y esa firma porque si no, me lo pueden cobrar después. Tendré que volver al área de información a hacer esa filota otra vez para ver si alguien me puede ayudar”, expresó al tiempo que dijo estar decepcionado.

Varias personas que no se quisieron identificar dijeron a Primera Hora que esta situación podría tener su raíz en el superapagón del sistema conocido como DAVID plus, ocurrido a mediados de marzo de 2012, cuando el servidor colapsó, lo que provocó un caos entre las personas y que los Cesco solo pudieran ofrecer algunos servicios limitados.

Ese apagón habría hecho que se perdiera mucha información sobre las multas a los conductores, teorizan algunos.

Para Reina Noriega, una estudiante de 29 años, la experiencia de ponerse al día fue opuesta a la que vivió el ingeniero Seda: le aparecieron multas “de más”.

“Me detuvieron dos veces pero tengo y que $15,000 en multas. Todas son del mismo policía. Obviamente es un error y lo voy a pelear, pero esto aquí es bien lento. Tienes que ir a la maquinita y allí estás como 45 minutos. Después te mandan a la fila equivocada, te orientan mal. Querían que fuera otra vez a hacer turno y yo estoy embarazada”, se quejó.

El problema para Reina es que hoy seguramente tendrá que volver al Cesco y perder otra vez el día para tratar de lograr que le arreglen el error.

 
Opinan sobre servicios en en CESCO

Opinan sobre servicios en en CESCO


A Manuel González González, de 34 años, quien labora en una tienda por departamentos, no le fue tan mal. La información de sus multas salió correcta y se pudo aprovechar de la amnistía, ya que de cerca de $400 que debía, dijo que solo tuvo que pagar unos $160.

Pedro Zalabarría, de 27 años, estudia y trabaja y tiene un auto usado.

Al consultar el sistema le apareció una multa incorrecta por un peaje. Se tuvo que ir a las oficinas de Autoexpreso para hacer los trámites y apelar. Cuando concluyó ese proceso, varios días después, pudo sacar la multa de su récord sin tener que pagarla. Pero los papeles del traspaso del carro no se habían registrado en el sistema del DTOP, así que tuvo que batallar para también corregir ese detalle.

“No están orientando bien a las personas, me enviaron a otro lado, eso es lo que veo que está fallando: la orientación”, indicó acerca de su odisea.

¿Qué todo está bien?

Marcelino Gómez, director regional del Cesco de Carolina, ¡cómo no!, dijo que todo estaba transcurriendo con normalidad.

“Todo está fluyendo bien”, declaró el funcionario, aunque reconoció que la gente está molesta ya que después de obtener el certificado de la deuda e ir a la colecturía a pagar lo que corresponde, el conductor tiene que regresar al Cesco para asegurarse de que le eliminan esa carga del récord.

Algunas personas consultadas por Primera Hora dijeron llevar cerca de dos horas en ese último paso.

Según Gómez, en “los próximo días” se instalarán nuevas máquinas para que las personas puedan verificar las deudas y tratar de agilizar ese trámite.

Sin embargo, adelantó que es muy poco lo que se puede hacer para que sea un camino menos tortuoso lo de eliminar la deuda del récord, ya que todavía no se ha logrado que los sistemas del Departamento de Hacienda y del DTOP se interconecten.

El funcionario informó que todos los días entre 150 y 200 personas están visitando el centro de Carolina para acogerse a la amnistía.

El periodo especial para pagar con un 35% de rebaja culmina el 20 de febrero.

Tags

Cesco