Identifican a cineasta antiislam

09/13/2012 | 05:03 p.m.
Medios de comunicación aguardaban frente a su casa. (AP)  
Durante una conversación frente a su casa, Nakoula mostró su licencia de conducir pero ocultó con el pulgar su segundo nombre, Basseley.

Washington.- Las autoridades federales han identificado a un cristiano copto del sur de California, que está en libertad bajo palabra condenado por delitos financieros, como el principal responsable de la película antimusulmana que provocó violencia mortífera contra embajadas de Estados Unidos en el Medio Oriente, dijo el jueves un funcionario de seguridad a Prensa Asociada.

El funcionario dijo que las autoridades llegaron a la conclusión de que Nakoula Basseley Nakoula, de 55 años, es el responsable del filme "La inocencia de los musulmanes", una cinta que denigra el islam y al profeta Mahoma y que provocó protestas en Egipto y Libia, así como en Yemen poco después. Las autoridades estadounidenses investigan si las muertes del embajador Chris Stevens y otros tres norteamericanos en Libia ocurrieron durante un ataque terrorista.

El secretario de Justicia Eric Holder confirmó el jueves que el Departamento de Justicia inició una investigación penal sobre las muertes de Stevens y los otros tres diplomáticos fallecidos durante un ataque al consulado de Estados Unidos en la ciudad libia de Bengasi.

El funcionario, que habló con la condición de no ser identificado debido a no estar autorizado a declarar sobre una investigación en curso, dijo que Nakoula estaba vinculado con Sam Bacile, un individuo que inicialmente dijo haber dirigido y redactado el guión del filme. Pero Bacile resultó ser una identidad falsa y la AP rastreó un número de teléfono celular utilizado por Bacile hasta una vivienda del sur de California donde se halló a Nakoula.

En un principio Bacile dijo a la AP que era judío e israelí, aunque las autoridades israelíes dijeron no tener registro sobre un ciudadano con ese nombre. Otros involucrados en la cinta dijeron que sus afirmaciones eran contradictorias a medida que las evidencias apuntaban a un cristiano copto de California con antecedentes de problemas legales.

Nakoula dijo a la AP en una entrevista el miércoles en un suburbio de Los Angeles que él manejaba la logística de la compañía que produjo la cinta, que se mofa de los musulmanes y de Mahoma.

Nakoula negó que él fuese Bacile e insistió en que no dirigió la película, aunque dijo conocer al tal Bacile. Pero documentos federales en una acción penal contra Nakoula en 2010 dicen que usó numerosos alias en el pasado. Entre los nombres falsos, dicen los documentos, se encontraban Nicola Bacily, Robert Bacily y Erwin Salameh.

Durante una conversación frente a su casa, Nakoula mostró su licencia de conducir pero ocultó con el pulgar su segundo nombre, Basseley. Una investigación de la AP halló posteriormente ese segundo nombre así como otras conexiones con la persona de Bacile.

La AP localizó a Bacile después de obtener el número de su teléfono celular de Morris Sadek, un cristiano copto conservador en Estados Unidos que promovió la película antimusulmana en los últimos días en su cibersitio. Los cristianos coptos egipcios se quejan desde hace mucho de discriminación y violencia contra su grupo por parte de la mayoría árabe en su país.

El pastor Terry Jones, de Gainesville, Florida, que suscitó indignación en el mundo árabe cuando quemó ejemplares del Corán en el noveno aniversario de los ataques terroristas del 2001 a Estados Unidos, habló el miércoles con el director de la película y oró por él.

Jones dijo que no lo vio personalmente pero agregó que aquel lo contactó hace algunas semanas para promover la película. Jones y otros dijeron el miércoles que Bacile ocultaba su identidad.

"No lo he conocido personalmente. Sam Bacile no es su verdadero nombre", dijo Jones. "Acabo de hablar con él por teléfono. Decididamente está escondido y no revela su identidad".

Nakoula se declaró nolo contendere en el 2010 ante cargos federales de fraude bancario en California y se le ordenó pagar más de $790,000 en restitución. También fue sentenciado a 21 meses de prisión federal y a no usar computadoras ni internet durante cinco años sin aprobación de su agente de libertad condicional.

Jennifer Leigh Williams, fiscal asistente, dijo que Nakoula abrió cuentas bancarias fraudulentas usando identidades usurpadas, para depositar después cheques de esas cuentas a otras cuentas ficticias de las que extraía dinero de cajeros automáticos.

Antes de su condena, Nakoula enfrentó una serie de problemas financieros en años recientes, según registros impositivos en el estado de California.

Un grupo de actores y actrices estadounidenses que aparecieron en la película controversial emitieron el miércoles una declaración conjunta en la que dijeron que fueron engañados sobre el proyecto y sostuvieron que parte del diálogo fue doblado incorrectamente en la postproducción.

"Todo el elenco y los técnicos están extremadamente disgustados y sienten que el productor se aprovechó de ellos", dijo la declaración obtenida por el periódico Los Angeles Times.

Una de las actrices, Cindy García, dijo a KERO-TV en Bakersfield que el filme se titulaba originalmente "Guerreros del desierto" y no contenía referencias ofensivas al islam.