Hijas de Pablo Casellas bajo custodia del DF

08/06/2012 |
Aunque en un principio se informó que se trataba de una recreación de la escena del asesinato, ayer la directora del Instituto de Ciencias Forenses (ICF), María Conte, precisó a este diario que el sábado su personal estuvo en la residencia donde fue asesinada Carmen Paredes “en calidad de colaboración del proceso investigativo legal. No se trató de una recreación de escena”.  (erika.rodriguez@gfrmedia.com)  
Familia acudió al tribunal luego que el fiscal general Obdulio Meléndez calificara a Casellas sospechoso de matar a su esposa.

La jueza Jessica Morales concedió la custodia legal de las dos hijas de Pablo Casellas al Departamento de la Familia (DF) tras celebrarse ayer una vista de emergencia en el Tribunal de Bayamón.

Una fuente de Primera Hora confirmó que la vista, que duró alrededor de dos horas, fue solicitada por Familia y que el detonante para ir a pedir la custodia de las jovencitas fue la declaración del fiscal general, Obdulio Meléndez, calificando a Casellas como sospechoso del asesinato de su esposa, Carmen Paredes, el pasado 14 de julio.

Este diario supo que Casellas fue acompañado por una abogada a la vista y que durante todo el proceso se mostraba ansioso. Sin embargo, cuando la jueza ordenó otorgarle la tutela legal de sus hijas al Estado, no lloró ni mostró cambio en su comportamiento. Se aseguró que era como si esperara la decisión, sin que la sorpresa lo arropara. En ningún momento se dirigió al tribunal.

Desde hace dos semanas, Familia había llegado a un arreglo entre la agencia y familiares de las menores, que consistía en que Casellas sólo podía ver a sus hijas tres veces a la semana y bajo supervisión. El efecto de la decisión de la jueza Morales pudiera ser que a Casellas no se le permitiera ver ni visitar más a sus hijas con o sin supervisión del Departamento de la Familia.

El recurso de la vista de emergencia para reclamar la custodia de las dos menores que usó la agencia se dio en virtud del artículo 37 de la Ley 246 de Protección de Menores, que se levanta cuando el Estado entiende que existe una situación que implica riesgo a la seguridad de un menor.

Al ser Casellas declarado como sospechoso y ante el posible escenario de que en algún momento las menores pudieran cooperar con el Ministerio Público, se tiene que intervenir para protegerlas.

Primera Hora supo que las menores se encuentran viviendo con un familiar, y se aseguró que se trata de un recurso que el Departamento de la Familia examinó hasta saciedad.

Lo que pesó en la decisión de la jueza fue el testimonio de la trabajadora social de Familia, quien ha estado en contacto con las hijas de Casellas.

El Departamento de la Familia intervino en este caso desde el día uno, y aunque la secretaria Yanitsia Irizarry se ha negado de forma consistente a hablar de éste, por la confidencialidad que le requiere la ley, sí dijo a Primera Hora el viernes pasado que “este caso no ha recibido trato preferencial y se ha manejado conforme al protocolo”.

El sábado, el Fiscal General calificó como sospechoso al esposo de Paredes, una ejecutiva de ventas y mercadeo de la empresa Assurance Solutions, que a sus 46 años fue asesinada de ocho disparos en su propia residencia, en la calle Ruiseñor, de la urbanización Tierralta III, en Guaynabo.

“Al día de hoy, el señor Pablo Casellas, se puede considerar en estricto derecho como sospechoso”, declaró Meléndez.

Tags

Pablo Casellas