Degolló a su pareja frente a su pequeña hija

05/14/2009 |
Ismael Ramos Acevedo es sospechoso de matar a su compañera, Mabel Vélez Ortiz, en la residencia de éste, en el sector Riera del barrio Viví Arriba, en Utuado. (Para Primera Hora / Nelson Reyes Faría)  

Utuado. El comportamiento de Ismael Ramos Acevedo durante el Día de las Madres le auguró a su hermana Aida Ramos que la tragedia llegaría a su familia.

Su preocupación se convirtió en una realidad ayer porque su hermano es el principal sospechoso de degollar a su compañera, Mabel Vélez Ortiz, en la residencia de éste, en el sector Riera del barrio Viví Arriba, en Utuado.

La niña de la pareja, de tres años de edad, estaba en la casa cuando presuntamente Ramos Acevedo tomó un cuchillo y le hizo varias heridas profundas a Vélez Ortiz, explicó Carlos Andújar, director del Cuerpo de Investigaciones Criminales (CIC) de Utuado.

“La víctima se encontró en un baño... presentaba varias punzadas en el área del cuello”, dijo el director del CIC.

“Él (sospechoso) se internó en el bosque y desconocemos el paradero”, agregó Andújar.

Agentes de la Policía se internaron en la finca en una búsqueda amplia, pero ayer en la tarde no habían dado con el fugitivo.

La familia teme que Ramos Acevedo se prive de la vida.

El fiscal de distrito, Richard Rosado, indicó que contemplaba radicarle cargos en ausencia, aunque ese procesamiento dependía de los testimonios que se levantaran.

“Nosotros queremos que se entregue. Lo queremos y lo amamos y lo vamos a apoyar en este proceso, aunque no aplaudimos lo que él hizo. Quitarle la vida a una madre, a una mujer, eso no se hace”, dijo Aida a Primera Hora.

Ésta no es la primera vez que Ramos Acevedo es vinculado con violencia doméstica.

Hace varios años, este hombre de 54 años de edad hirió con un arma blanca a su ex esposa, pero luego de estar casi siete meses sumariado, el caso se cayó por falta de interés de la víctima, señaló el agente Javier Andújar, de la oficina de prensa de la Comandancia de Utuado.

No obstante, al parecer no existen querellas de agresión cometidas contra Vélez Ortiz.

Bienvenido Vélez Ortiz, hermano de la víctima, dijo que nunca vio a su hermana agredida físicamente por su pareja, aunque reconoció que “era un poquito brusco” con ella en el trato.

La hermana del sospechoso dijo que su hermano tenía problemas con la bebida y que el Día de la Madres “él estaba descontrolado” porque celaba a su compañera de un muchacho que vivía en la finca de sus padres.

“Él la celaba hasta del viento. Ella no tenía amante ninguno. Era una mujer buena”, comentó su vecino, Heriberto de Jesús.

Vélez Ortiz era ama de casa, tenía 39 años y, además de la niña, era madre de dos varones de 20 y 18 años, producto de una relación anterior.

La víctima residía en su propia residencia, cerca de la de su compañero, a la que iba todos los días para cocinar y realizar quehaceres, según explicaron familiares de la víctima.

Se presume que el crimen ocurrió ayer a eso de las 7:40 de la mañana.

Luego de matar a su compañera, Ramos Acevedo le entregó la niña a una de sus hermanas, a quien supuestamente le hizo saber que había matado a su compañera, y luego desapareció. Tras esa admisión, la familia llamó a la Policía.