Estable niño de tres años recluido por ingerir combustible

01/26/2013 | 01:04 p.m.
Debido a que no había ambulancias disponibles para transportarlo, el niño fue trasladado en AEROMED hasta el Centro Médico y por eso se informó inicialmente que el niño estaba en condición de gravedad.

En condición estable quedó recluido ayer un niño de tres años que ingirió combustible en la residencia de su abuela localizada en la calle Azucena del barrio Antón Ruiz, en Humacao.

Según la información suministrada por la Policía, el tío del menor se encontraba podando la grama en el patio de la residencia de la abuela, identificada como Márilyn Colón Velázquez, y dejó a su alcance un envase de refresco que contenía combustible, que fue ingerido por el niño.

El menor, identificado como Javier Guzmán Colón, quien se encuentra bajo la custodia legal de su abuela materna, fue transportado hasta el Hospital Ryder de Humacao y referido al Hospital Pediátrico del Centro Médico, en Río Piedras.

Debido a que no había ambulancias disponibles para transportarlo, el niño fue trasladado en AEROMED hasta el Centro Médico y por eso se informó inicialmente que el niño estaba en condición de gravedad. 

La agente Wanda Ortiz, adscrita a la División de Delitos Sexuales y Maltrato de Menores del Cuerpo de Investigaciones Criminales del área de Humacao, y el Departamento de la Familia investigan estos hechos.