Hilton Cordero llega a un acuerdo en caso de pornografía infantil

02/01/2013 |03:15 p.m.
Cordero tenía hasta hoy para decidir si iría a juicio.
A nivel federal, Hilton Cordero enfrenta 22 cargos de pornografía infantil. (Archivo)  

Hilton Cordero Rosario se declaró culpable hoy, viernes, por un cargo de posesión de pornografía infantil en el caso federal que pesaba en su contra tras llegar a un acuerdo con la fiscalía.

El excomisionado de la Policía Municipal de San Juan se expone a una sentencia máxima de diez años de cárcel, según recomienda el acuerdo, y dicha lectura de sentencia se llevará a cabo del 10 de junio ante el juez federal Gustavo Gelpí.

El hoy convicto se mantuvo serio y contestaba con seguridad y en inglés todas las preguntas que le hizo el juez. Antes de comenzar la vista, lanzaba besos a sus familiares, sonreía, mientras comía dulces Starburst. Luego de hacer alegación de culpabilidad, se le permitió saludar y abrazar a sus hermanas Aydinés y Marta Cordero, y se mostró emocionado.

"No tengo nada que opinar", expresó Aydinés fuera de sala, acompañada por su esposo. "Fue una decisión que él tomó y nosotros lo respetamos y va a tener nuestro apoyo todo el tiempo. Esperamos surja la victoria, aún después de todo esto".

La vista en el Tribunal Federal del viejo San Juan se había citado para que Cordero Rosario informara si acogía el acuerdo ofrecido por el fiscal federal Marshal D. Morgan a través de su abogada Melanie Carrillo. De no aceptarlo, el juicio en su fondo estaba pautado para comenzar el 11 de febrero y era por 21 cargos en su contra.

El acuerdo contempló archivar 20 cargos por producción de pornografía infantil. El juez le explicó que de ver el juicio en su fondo y resultar culpable, se exponía a entre 15 y 30 años de prisión por cada uno de los cargos.

El juez le manifestó a Cordero Rosario que "durmiera tranquilo" previo a la lectura de sentencia, dado a que, hasta el momento, no ve razón alguna por la cual aumentar los años a la sentencia recomendada por las partes en el acuerdo. Indicó que dado a su historial de expolicía, exjefe de FURA y al no tener récord criminal previo, "no veo razón por la cual no aceptarlo". Aclaró que esperará por el informe presentencia, por lo que "no le puedo prometer nada", pero "si la sentencia fuera mañana, acogería la recomendación". Cordero Rosario se lo agradeció.

No obstante, le recalcó que aparecerá en el Registro de Ofensores Sexuales "por el resto de su vida".

El fiscal federal explicó que el cargo por el que se declaró culpable fue por hechos del 4 de febrero de 2011 por poseer contenido visual de una menor en posiciones sexuales explícitas en su computadora y otros medios electrónicos.

Morgan detalló que de haberse visto el juicio en su contra, la prueba de la fiscalía revelaría que entrevistaron a la entonces esposa de Cordero Rosario, la meteoróloga Deborah Martorell, por alegaciones de que él poseía pornografía infantil. Ella permitió a las autoridades federales investigar la computadora del entonces Comisionado de la Policía Municipal capitalina el 21 de abril de 2011. El 2 de mayo, encontraron evidencia en el disco duro de la computadora, en la que identificaron a una menor de edad en imágenes sexuales explícitas.

Agregó que el 12 de mayo de ese año, entrevistaron a la menor y le enseñaron las imágenes. Ella las identificó como unas fotos que ella se tomó de sus partes íntimas al ser solicitadas por Cordero Rosario. Dijo que esto ocurrió mientras ella tenía entre 15 y 18 años. Indicó que él le pedía que tomara fotos de su área genital con su teléfono celular y se las enviara, y también con una cámara digital y se la entregaba.

El juez le preguntó si las fotos las tomó el hoy convicto, a lo que el fiscal le contestó que no. Le cuestionó si aparecen actos sexuales entre ellos, y Morgan respondió: "En las fotos, no".

Gelpí le preguntó a Cordero Rosario si aceptaba los hechos según expuestos por el fiscal, a lo que contestó: "Sí, su señoría".

El fiscal recalcó que la alegada perjudicada -que ahora tiene 21 años- y su familia aprobaron el acuerdo presentado.

El juez aclaró que el caso a nivel federal no tiene que ver con el estatal.

Cordero Rosario enfrenta cargos relacionados a la misma víctima a nivel estatal en el Tribunal de Carolina. Dicho juicio está pautado para el 19 de marzo.

La pesquisa comenzó por alegaciones por parte de la hija mayor de Cordero Rosario por actos de índole sexual, pero no se han radicado acusaciones por ese caso.