Operativo conjunto FBI y Policía Estatal logró captura de Norberto González Claudio

05/10/2011 | 06:33 p.m.
Norberto González Claudio fue detenido en el sector Guavate de Cayey mientras hacía ejercicios. (Primera Hora / David Villafañe)  
De acuerdo a la información preliminar, González Claudio fue arrestado sin ofrecer resistencia.

Agentes del FBI y de la Policía de Puerto Rico arrestaron esta mañana en Puerto Rico a Norberto González Claudio, de 65 años de edad, por su presunta participación en el histórico robo de $7 millones a la Wells Fargo el 12 de septiembre de 1983, en Hartford, Connecticut.

El director del FBI, Luis Fratecilli, dijo que González Claudio fue detenido en el sector Guavate de Cayey mientras hacía ejercicios. Se encontraba solo en el momento de su arresto, en el cual participaron unos 10 agentes.

El funcionario federal sostuvo además que el fugitivo al parecer se encontraba en Puerto Rico desde que se expidieron órdenes de arresto en su contra hace 30 años.

"Personal del FBI y la Policía de Puerto Rico diligenció una orden de allanamiento en la residencia de Norberto González Claudio en el sector Inocencia, Carretera PR-184, barrio Guavate en Cayey.  La orden fue expedida por el magistrado federal Bruce McGiverin”, explicó Fraticelli.

“El personal del Equipo de Recopilación de Evidencia del FBI recobró evidencia de la residencia de González Claudio, pero en estos momentos el FBI no divulgará qué tipo de evidencia fue incautada”, añadió el funcionario federal.

"Víctor Manuel Gerena es el único machetero y participante del robo de 1983 que continúa fugitivo. Gerena, quien es uno de los 10 fugitivos más buscados por el FBI a nivel mundial, se presume está en Cuba", dijo Fraticelli en una conferencia de prensa.

Se espera que más tarde el detenido sea llevado ante un magistrado en el tribunal federal en Hato Rey.

De acuerdo a la información preliminar, González Claudio fue arrestado sin ofrecer resistencia.

Las autoridades federales aseguran que González Claudio es un miembro activo del Ejército Popular Boricua-Macheteros, el cual el gobierno de Estados Unidos define como un grupo terrorista.

El arrestado enfrenta cargos en ausencia de robo a banco, robo agravado, interferir con el comercio interestatal y foráneo mediante el robo de bienes y conspiración para interferir con el comercio a través de robo.

A los minutos de conocerse la noticia, en las redes sociales ya se estaban propagando mensajes de personas auto convocándose para una manifestación frente a la sede del tribunal y las agencias federales, en la calle Chardón en Hato Rey. Los llamados hacían referencia a la lucha por independencia de Puerto Rico, que reclama el grupo Machetero.

A González Claudio se le presume inocente de los cargos que pesan en su contra y es responsabilidad del Gobierno de los Estados Unidos probar la acusación mas allá de toda duda razonable.

Acusación federal

Un gran jurado federal del estado de Connecticut emitió una acusación contra Norberto González Claudio y otros 16 miembros de los Macheteros el 23 de agosto de 1985. El 30 de agosto de ese año, 14 macheteros fueron arrestados. Tres de los acusados fueron declarados fugitivos de la justicia: los hermanos Norberto y Avelino González Claudio y  Gerena.

En febrero de 2008, Avelino fue arrestado por el FBI y la Policía de Puerto Rico en Manatí. Este se encuentra cumpliendo una sentencia luego de declararse culpable mediante un acuerdo con la fiscalía.

Los Macheteros son considerados por el gobierno de Estados Unidos como una organización terrorista por varios atentados que datan de la década del 70:

-  El gobierno federal responsabilizó a los Macheteros por la muerte de cuatro miembros de la Marina de Estados Unidos y un oficial de la policía de Puerto Rico.

- El gobierno federal le atribuye la destrucción de ocho aviones de la Guardia Nacional Aérea de Puerto Rico y dos ataques con cohetes al edificio federal en Hato Rey y la corte federal en el Viejo San Juan, en 1983 y 1985, respectivamente.
 
- La organización también ha utilizado artefactos explosivos para destruir propiedad privada e instalaciones públicas.