Nota de archivo: publicada hace más de 90 días

Pierden a hermano por robo de planta

Por Osman Pérez Méndez / [email protected] 01/02/2018 |11:45 p.m.
Raúl Sandoval Morales y sus hermanos persiguieron a los ladrones, quienes abrieron fuego quitándole la vida.

VEGA BAJA. Habían pasado parte de la noche conversando en familia y disfrutando de la luna de inicios de año en medio de la oscuridad que cubre al sector La Granja. Johanna Sandoval Morales hasta le había comentado por teléfono a su tío que, a pesar de todo lo que ocurría en la Isla, gracias a Dios habían hecho ajustes y tenían las plantas eléctricas para salir adelante. No podían imaginar que un par de horas después su hermano Raúl Sandoval Morales iba a ser asesinado por delincuentes que fueron a ese distante paraje a robar, justamente, los generadores.

Johanna recordó que, a eso de las 2:00 de la madrugada, notaron en la calle donde están las viviendas de la familia “un vehículo extraño”, una guagua Mitsubishi Montero, frente a la casa de su hermano Nelson Sandoval Morales. 

De pronto, en la casa de Nelson se fue la luz. Los delincuentes habían robado la planta. 

Al salir, la guagua huía a toda velocidad. Los hermanos subieron a sus carros y salieron a perseguir a los pillos. 

“Los seguimos. Hicimos algo que ahora me percato que, quizás, no debimos hacer. Pero en el momento es otra cosa”, describió Johanna. “Mi hermano Raúl va y obstruye la salida. Yo los seguía y pude ver los disparos. No sabía qué había pasado con mi hermano. Yo los seguí. (La guagua) se metió a Parcelas Amadeo, a una carretera con muchos badenes y se rompió. Abandonaron el vehículo allí”. 

Para entonces, su hermano Raúl había muerto de dos disparos. El hombre de 47 años dejó cuatro hijos y dos nietos. 

“Raúl era una buena persona, sin vicios, bien recto, que se dedicaba a llevar a mi mamá a las citas médicas. Uno ahora lo piensa y dice, ‘se la hubieran llevado’. Es solo una planta”, continuó Johanna, quien habló con este diario poco después de atender a los investigadores de la Policía. 

Johanna, de hecho, tuvo palabras de elogio para la Policía, y aseguró que “fueron muy diligentes, muy atentos con la escena y con nosotros. Estoy muy agradecida con la Policía”.

Regresa a la portada