A precio de oro puro los aguacates-VÍDEO

Por Jayson Vazquez Torres / jvazquez@primerahora.com 05/10/2013 |
En este puesto de venta se advierte a los clientes cuán caros están los aguacates. (Suministrada)  
Debido al trayecto que recorre el fruto, se infla el precio que finalmente paga el consumidor.

¡¡Tan ricos... tan caros!!

Qué bueno sería almorzar hoy un delicioso gazpacho o una mixta con una rajita de aguacate por el lado... A cualquiera se le hace la boca agua.

Pero, cuidado, un plato así lo pudiera sacar de su presupuesto porque el aguacate no está en temporada y casi todos los que se consumen en la Isla son importados, lo que aumenta su precio significativamente.

En la calle, los vendedores están pidiendo $3.00 y $4.00 por unidad y muy pronto podríamos ver algunos aguacates a $5.00.

Pero, ¿por qué ese precio?

Para averiguarlo, hicimos el recorrido del aguacate, del árbol a la mesa, para conocer cómo es que el fruto va adquiriendo el precio que finalmente pagamos los consumidores.

Actualmente, es cuando más caro se consigue el aguacate en Puerto Rico. El año pasado, para esta fecha, se llegaron a vender a $7.00, según el agricultor José Alberto Fabre, de la finca Bananera Fabre, en Sabana Grande, una de las más importantes productoras de aguacates en la Isla. Este año, sin embargo, no se espera que suban tanto y el precio pudiera llegar a no más de $5.00.

Este precio en la calle depende de lo que los vendedores pagaron por las unidades.

“Ahora mismo, la caja nos sale en $40.00. La compramos a los suplidores, en la plaza de Río Piedras. Traen 20 aguacates o 18. Depende del tamaño”, explicó a este diario Luis Osorio, quien lleva 10 años vendiendo a la orilla de la PR-837 en Guaynabo.


A ese precio, los vendedores están pagando $2.00 por unidad, por lo que su ganancia pudiera estar entre $0.50 y $1.00 por producto.

“No hay aguacates en Puerto Rico. Antes tampoco se conseguían en Dominicana, pero ellos tienen unos agrónomos y unos injertos que producen aguacates todo el año”, señaló, por su parte, Gaspar Quiñones, quien lleva 25 años vendiendo verduras en la pequeña plaza del mercado de Guaynabo.

“Todo el que está por ahí es de Santo Domingo. Es buenísimo. El de Puerto Rico es sabroso, pero eso es en julio o agosto”, señaló Quiñones.


Este señaló que todavía es posible conseguir cajas con los suplidores a $35.00. En ese caso, el costo que ellos están pagando por unidad sería de $1.75 y, si lo venden a $2.50 o a $3.00, la ganancia para ellos es mayor a un dólar.

El aguacate que usted compra, el vendedor lo compró al suplidor.

En momentos de crisis, la caja de aguacate les puede costar a los vendedores hasta $70.00, lo que Juan Carlos Molina, quien también vende verduras en Guaynabo, comentó que ocurrió el año pasado más o menos para Semana Santa.

Francisco Javier Gutiérrez, del puesto Dos Hermanos #15 de la placita de Santurce, dice que, para el mes de julio, “cuando vemos ya el resultado de la cosecha, comienzan a bajar los precios. En ese tiempo, los vendedores pueden comprarles directo a los agricultores, por lo que los precios disminuyen notablemente”.

En el pico de la temporada, en agosto y septiembre, es posible encontrar aguacates pequeños a 50 centavos.

Pero, mientras no haya aguacates en la Isla, suplidoras como Caribbean Produce, Inc., El Jibarito y Hill Brothers, entre otras, les proporcionan los frutos a los vendedores. Ellos podrían estar adquiriendo estas cajas a un costo alrededor de $20. Pero, el transporte al mercado local provoca el aumento.

Los suplidores compran los productos en este tiempo a República Dominicana, Estados Unidos y México. Pero, como son muchas las variables que influyen en los precios, según explicó Mónica Rodríguez, de Caribbean Produce, Inc., no hay un número fijo para las cajas que compran los suplidores.

Aquí en la Isla, el agricultor José Alberto Fabre explicó que se están haciendo varios injertos para tratar de extender el tiempo de cosecha.

“Nosotros tenemos una variedad en nuestro huerto para tratar de mantener una variedad extendida. Cosechamos diferentes aguacates de manera extendida”, explicó.

El primer recogido de la finca en Sabana Grande podría estar disponible en mayo. Son aguacates grandes, por lo que su costo igual estará en $4.00.

A partir de ese momento, aumenta la cosecha y disminuye el precio.

“El asunto que estamos viendo, como (las personas) han visto el costo, están buscando maneras de combatir que eso afecte su bolsillo y lo que vemos es un aumento de huertos especialmente en aguacates, vegetales y otras frutas y, en vez de comprarlo, lo producen en su casa y eso también tiene una connotación para los que mercadeamos el producto”, explicó Fabre sobre otro factor que disminuye el precio del aguacate. La finca en Sabana Grande tiene 30 cuerdas produciendo aguacates para un total de 55,000 productos al año.