A un nuevo nivel el Parque de las Ciencias

11/10/2012 |
La innovación tecnológica ejemplifica el inicio de una nueva era para esta atracción, construida en 1987.

Apenas das los primeros pasos en el Parque, notas que el aire es distinto. Las obsoletas y deterioradas estructuras que existían –aquellas que un día lo llenaron de gloria– han sido notablemente remozadas.

Otras han sido transformadas y convertidas en escenarios pintorescos, entretenidos y modernos, que le dan un aire fresco a lo que promete ser una nueva plataforma para grandes y chicos.

Y es que el Parque de las Ciencias, en Bayamón, ha sido sometido a una cirugía estética en prácticamente cada una de las áreas que tanto visitamos de niños y recordamos con mucho cariño.

Pero, de esa época queda poco. Ahora, la innovación tecnológica ejemplifica el inicio de una nueva era para esta atracción, construida en 1987.


Hoy, el parque promete despertar los sentidos de todos con novedosas exhibiciones, como las tres recreaciones robóticas o animatronics, dos de ellas ubicadas en el Colegio de la Alegría y otra en el Museo del Dr. Ventura Barnés, dedicado a la vida silvestre.

En este último pabellón, serás recibido por el fuerte rugido de un impresionante león, un robot hecho a escala real, con la mencionada tecnología y cubierto con la piel genuina del animal, detalló el alcalde Ramón Luis Rivera Cruz.

En el Colegio de la Alegría, ubicado en el pueblo de Don Cholito, no podrás evitar reír al escuchar una de sus famosas escenas en el salón de clases a través de los animatronics de Don Tommy y Torito.

A pasos de esa instalación hay otro animatronic, uno del famoso animador infantil Pacheco, ataviado con lo que fue uno de sus conjuntos y el tradicional sombrero que utilizó en su programa Contra el reloj.

Han sido años de trabajo y retos económicos ante la realidad que ha atravesado el país, asegura Rivera Cruz. “El hijo mayor de Don Tommy, cuando lo vio, se le formó un taco en la garganta y fue bien emocionante... Es idéntico”, recordó.

Otra atracción que es totalmente interactiva es el Planetario, donde las personas no solo podrán ver cortometrajes sino integrarse a los juegos electrónicos.

Además, no se puede perder un ride tipo 3D que dejará a muchos suspirando entre los movimientos, caídas y uno que otro susto en un simulado viaje a un cañón.

La tecnología y la diversión, sin duda, están presentes en el parque como instrumentos culturales y educativos en una fórmula que ciertamente fomentará el desarrollo de nuestros niños.

Este es el caso del Museo de Arte, de cuyas paredes cuelgan magistrales obras de los más reconocidos artistas del patio.

Por si fuera poco, a la salida de este recinto, te topas con un lago que incluirá botes de pedaleo. Además, una inmensa área de juego para los pequeños ha sido instalada y también un minigolf, que nada tiene que envidiarle a los que vemos en otras partes.

El Museo Indígena, por su parte, contiene una serie de vídeos que ilustran, entre otros, el entierro de un niño taíno.

Entre las exhibiciones que tienen en agenda culminar, están un aviario y una exhibición donde se le dará permanencia en el Parque al chimpancé Yuyo, quien por muchos años fue símbolo de la instalación icónica de la ciudad de Bayamón.