En coma inducido la agente atropellada

10/29/2012 |
Los padres y el novio de la policía Dayna Pagán de Jesús se mantenían en el Centro Médico.

Los familiares de la agente Dayna Pagán de Jesús, quien sufrió trauma craneal el viernes cuando fue atropellada por una conductora mientras intervenía en un choque en el expreso de Cayey a Salinas, no se despegaron ayer del Centro Médico, donde esta convalece. Ni los padres ni el novio de la muchacha quisieron hablar con la prensa. La agente está en un coma inducido, informó su supervisor, el teniente Ibrahim Lugo, director de la División de Autopistas de Salinas.

Hasta el hospital llegó la directora del Instituto de Ciencias Forenses (ICF), María Conte, pues Pagán de Jesús llevaba desde mayo colaborando con la institución en el examen forense de armas de fuego.

“Ella hizo su bachillerato en ciencias forenses y es una de las policías técnicas que se certificarán el martes (mañana) en balística. Es una tarea valiosísima que hacen cuatro agentes de la Policía, además del personal del Instituto. En un mes examinaron las armas en un promedio de 100 casos”, informó la doctora Conte.

La directora del ICF describió a la policía como “servicial, atenta y muy profesional”.

Incluso, compañeras de labores del ICF llegaron ayer temprano al hospital y también describieron a Pagán de Jesús como una “gran compañera, excelente”.

Conte detalló que en años recientes se han dado con frecuencia accidentes donde conductores se llevan por el medio a personas que asisten a otras en las vías de rodaje.

Por su parte, el teniente Lugo dijo a este diario que la conductora que impactó a la policía viajaba a exceso de velocidad en momentos en que llovía torrencialmente. Esta conducta está prohibida por la Ley 22 de Tránsito.

La Policía y el Ministerio Público están en conversaciones para ver qué cargos se radicarán en este caso.